Lunes, 22 de abril, 2019 | 4:12 pm

Pacientes insuficiencia renal luchan por cirugía vascular

Experto. La nefróloga Daniela Fermín afirmó que hay pocos cirujanos vasculares y la mayoría no aceptan seguro médico.

La fístula arteriovenosa es la unión   de una vena y una arteria.
La fístula arteriovenosa es la unión de una vena y una arteria.


SANTO DOMINGO.-Para los pacientes con insuficiencia renal en el país se ha vuelto un dolor de cabeza lograr la confección de una fístula arteriovenosa (acceso vascular para la diálisis), en razón de que existen pocos cirujanos vasculares, y de los que hay, la mayoría no acepta seguro médico.

Así lo denunció la nefróloga Daniela Fermín, del centro Cardio-Neuro-Oftalmológico y Trasplante (Cecanot), quien afirmó que muchos pacientes se mueren esperando esta cirugía.

“El principal escollo que tiene la nefrología en el país es que el paciente de diálisis pasa mucho trabajo para realizarse este procedimiento, convirtiéndose en una de las principales causas que inciden en el rápido deterioro de las personas con esta condición”, dijo la especialista.

Agregó que la opción de conectar un catéter temporal debajo de la clavícula o en la yugular, la cual se utiliza mucho, no es lo más idóneo, ya que solo se usa para las emergencias.

Explicó que el procedimiento del catéter deja expuesto al aire el dispositivo, lo que es de fácil contaminación y provoca infecciones frecuentes, sangrado por perforación de la vena o mal funcionamiento del mismo.

Tasa de muertes

— Porcentaje
En el país la mortalidad de pacientes que se dializan es de un 40 a 60%, y la expectativa de vida es de 5 a 10 años con un cuidado regular.

Los avances tecnológicos, sumado a una calidad de vida, permiten durar hasta 20 años.