Martes, 20 de noviembre, 2018 | 9:25 am

Paulino Sem: “La frontera no es un castigo, sino una misión”

Labor. Afirma hay que cambiar la cultura del soldado para que lo vea como el compromiso que asumió al ingresar al Ejército.

El ministro de Defensa, Paulino Sem, de pie frente a la pirámide 204 que marca la frontera con Haití.  fuente externa
El ministro de Defensa, Paulino Sem, de pie frente a la pirámide 204 que marca la frontera con Haití. fuente externa


SANTO DOMINGO.-El ministro de Defensa, teniente general Rubén Paulino Sem, entiende que trabajar en la frontera no puede ser visto como un castigo por ningún miembro del Ejército de la República Dominicana, ya que la protección de la línea limítrofe con Haití es parte de las funciones esenciales de esa institución.

Al hablar sobre la frontera en un destacamento fronterizo, recuerda que como miembro del Ejército tiene frecuente contacto con esta zona, lo cual viene haciendo desde sus tiempos de oficial subalterno hasta que llegó a ser jefe de la Cuarta Brigada con asiento en Mao o cuando fue comandante del Ejército.

Cuando usted piensa en la frontera, ¿qué le viene a la mente?

Pienso en los destacamentos fronterizos. Disfruto mucho los viajes a la frontera, porque tengo contacto directo con los soldados. Lo he hecho desde que estaba en la Cuarta Brigada en Mao. Cuando era comandante del Ejército visitaba los soldados de la frontera una vez al mes para que el soldado sienta que se está atento a ellos.

¿Cuáles son las principales dificultades que ha encontrado para trabajar en la zona fronteriza?

El primer problema es el tema cultural de nuestros soldados. Ellos entendían que venían a la frontera a pasar un tiempo determinado, pero no tenían el sentido de pertenencia, de que venía a defender la soberanía. Estamos trabajando con eso, que sepan cuál es su labor aquí.

El soldado ahora tiene otro tipo de mentalidad y de conciencia de cómo trabajar en la frontera.

¿Cuáles retos hay hacia el futuro?

Las cámaras de videovigilancia y el monitoreo están en contacto permanente con los soldados y que los mandos militares medios sepan que tienen un compromiso con la patria, con la institución a la que pertenecen y con el Estado dominicano, que es defender nuestra frontera, no solo para la defensa y la seguridad, sino para aportar para la economía de los pueblos fronterizos.

¿Qué tipo de cara pone un oficial al que se le informa que va para la frontera?

Los oficiales se están conscientizando de que la frontera es un deber de nosotros y tenemos que venir con buena cara y buen deseo. Este no es un castigo, sino una misión.

Cuando ingresamos a las Fuerzas Armadas sabemos que la primera misión nuestra es la defensa y la seguridad de la patria.

¿Cada qué tiempo se rota el personal?

Cada tres meses, pero cada ocho días se rota el servicio.

¿Cuántas pirámides hay en toda la frontera?

En total 303, pero hay alrededor de ocho que no están ubicadas, hay dos que están sumergidas en el lago Sumatre tras aumentar su caudal.

¿Está la frontera comunicada completa?

Se puede transitar completa. Estamos acondicionando los caminos en cinco frentes.

Al término de su gestión, ¿qué espera ver en la frontera?

Creo que no podré ver la totalidad de lo que esperamos, pero entendemos que ha cambiado mucho la frontera.

También que nuestros soldados sepan y vean que las Fuerzas Armadas está preocupada por ellos, por su bienestar, por darles calidad y condiciones de vida para que puedan prestar un servicio con dignidad en la frontera.

¿Por qué hemos visto tan poca presencia haitiana en este trayecto?

Esa es la frontera. Usted verá poca presencia, pero en los mercados binacionales sí hay mucha y los controles los tenemos en las avenidas de aproximación y en los chequeos, pues es por ahí donde ellos van. Usted ve que la frontera es abierta y hay áreas que son inaccesibles.

¿Es decir que la prioridad para el control, más que la frontera son los puntos de accesos?

Son las avenidas de aproximación.

¿Cuántas avenidas de aproximación tienen registradas?

Hay más de cuarenta, aunque mercados binacionales informales se han identificado unos ochenta, pero ahí ellos van y retornan luego de vender o comprar los productos.

¿Qué estrategia tiene el Ejército en esas avenidas de aproximación?

Patrullajes motorizados y ahí se instalarán las torres que tendrán tres cámaras cada una para monitorear.
¿Se puede afirmar que la frontera es el principal reto para la seguridad nacional?

Claro que sí. Es el reto más fuerte que tienen las Fuerzas Armadas y siempre ha sido, porque es nuestra misión principal: seguridad y defensa.

Distancias

391 Kilómetros.
Es la longitud de la frontera que divide las dos naciones.

48.3 Kilómetros.
Largo de la denominada carretera Internacional que recorre parte de la frontera.