Domingo, 17 de febrero, 2019 | 10:30 am

La transparencia abandonada



Los organismos de prevención están llamados a mantener altos niveles de credibilidad, pues gran parte de su efectividad en cierta medida depende de la empatía que logren con la población y la incorporación de voluntarios.

El Centro de Operaciones de Emergencias logró alcanzar ese objetivo gracias al trabajo tesonero de algunos de sus principales funcionarios, muchos de los cuales permanecen brindando servicio en esas instituciones.

Incluso, el director del COE ofrecía su número de teléfono celular en entrevistas y participaciones en medios electrónicos.

Pero de repente esa apertura y transparencia empezaron a cambiar a partir de 2016, y salió a relucir lo que finalmente EL DÍA ha comprobado: se estaba poniendo a un lado esa política de transparencia, para “maquillar” cifras oficiales de los sucesos trágicos a los cuales la población da seguimiento a través de los medios periodísticos.

Ante las cifras oficiales obtenidas por EL DÍA, recurriendo a la Ley de Libre Acceso a la Información Pública, las explicaciones ofrecidas sobre la notable diferencia entre la cantidad de casos registrados en los hospitales públicos y los ofrecidos por el COE solo contribuyen a aumentar las sospechas de que se trata de una decisión planificada con la intención de engañar a la opinión pública.

Seguiremos contribuyendo de manera consistente con los organismos de prevención en cuanto a sus labores para prevenir la ocurrencia de tragedias y desastres, pero tendrá que retomar sus prácticas de transparencia abandonadas en el camino.