Miércoles, 19 de septiembre, 2018 | 2:23 pm

El Salvador no establecerá relaciones militares con China, dice el Gobierno

El canciller de El Salvador, Carlos Castaneda, izquierda, y el Ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi Diaoyutai. AP
El canciller de El Salvador, Carlos Castaneda, izquierda, y el Ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi Diaoyutai. AP


San Salvador.– El interés de El Salvador con el establecimiento de relaciones diplomáticas con China es de carácter económico y no militar, aseguró hoy en una entrevista en el canal estatal el portavoz del Gobierno, Roberto Lorenzana.

El presidente salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén, informó la noche del lunes en cadena nacional de radio y televisión sobre la ruptura de lazos con Taiwán, que se mantenía como uno de los principales cooperantes con su país en áreas de tecnología, salud, agricultura y educación, para aliarse con China.

De acuerdo al secretario de Comunicaciones de la Presidencia, la decisión del Ejecutivo “es una enorme oportunidad para el país desde el punto de vista comercial, de cooperación, cultural y científico- técnico”.

Lorenzana señaló que el Gobierno “descarta categóricamente cualquier cooperación de carácter militar con China, no estamos en esa lógica (…) nuestro interés es el desarrollo de la economía y el crecimiento del país”.

El portavoz también desmintió que el Ejecutivo pidiera una “suma astronómica” de ayuda financiera a Taiwán para continuar con las relaciones diplomáticas, tal como lo señaló el Gobierno taiwanés.

El ministro de Asuntos Exteriores de Taiwán, Joseph Wu, aseguró este martes que el Gobierno salvadoreño había “exigido” a Taiwán que financiara el proyecto de desarrollo del Puerto de La Unión (este) y las elecciones presidenciales programadas para febrero de 2019.

“Es impresionante que se actúe con tanta bajeza, porque es totalmente falso que se haya pedido dinero (a Taiwán) para mantener las relaciones diplomáticas”, apuntó el secretario de Comunicaciones.

Explicó que el Gobierno “le planteó a Taiwán que comprara Letras del Tesoro al Ministerio de Hacienda, porque estábamos en un momento de estrés fiscal y teníamos dificultades con la banca nacional, por lo que les pedimos eso pero nos dijeron que no podía”.

Asimismo, Lorenzana indicó que “tampoco se pidió a Taiwán financiamiento para la campaña electoral para el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN)”, de cara a los comicios presidenciales de febrero del próximo año.

El Salvador se sumó a una tendencia iniciada por otros países que en poco menos de año y medio han decido estrechar lazos con China en detrimento de Taiwán, como República Dominicana en mayo pasado, Panamá en junio de 2017, o Santo Tomé y Príncipe en diciembre de 2016 y hace una década Costa Rica.