Sábado, 26 de mayo, 2018 | 4:09 pm

El orgasmo



Orgasmo es una de las fases de la respuesta sexual humana, es la descarga de la tensión sexual acumulada durante un encuentro sexual, luego de excitarse a través de diferentes vías.

Es una descarga que se traduce en contracciones musculares rítmicas a nivel pélvico y de otras áreas del cuerpo y vocalizaciones o sonidos guturales involuntarios acompañados de un gran placer, satisfacción y bienestar, una sensación de euforia general.

Claro que en un encuentro sexual es maravilloso obtener un orgasmo, sin embargo, no debe ser el objetivo necesariamente de ese fabuloso intercambio de caricias, pues la necesidad de conseguirlo genera mucha presión psicológica y obstaculiza la experimentación del placer durante la actividad sexual.

Podemos conseguir este orgasmo, tanto hombres como mujeres, por diferentes vías, siendo una de ellas la autoestimulación o masturbación, por manipulación de uno a otro miembro de la pareja, a través de la vía oral (felatio y cunnilingus), a través de la penetración peneana o de objetos utilizados para enriquecer la actividad sexual.

Debido a la estructura corporal, el orgasmo masculino se consigue más fácil que el femenino. Siendo que la mujer generalmente necesita un período de estimulación más largo para conseguir un nivel de excitación adecuada para obtener la vivencia del orgasmo. Algunas posturas ayudan tanto al hombre como a la mujer a disminuir el tiempo para conseguirlo.

Es interesante que el hombre aprenda a controlarlo y la mujer a lograrlo. Más, abandonarse al placer sin expectativas es la mejor forma de llegar a él.

Publicidad