Miércoles, 21 de agosto, 2019 | 2:56 am

¡Si te vas! Toma precauciones para dejar tu casa más segura

Consejo. Las medidas de autoprotección deben responder a una estrategia planificada. Prevención. Los aparatos eléctricos deben ser desconectados.

info-semana-santa


SANTO DOMINGO.-Si te vas de vacaciones en esta Semana Mayor, es importante que tomes medidas de seguridad previo al viaje, específicamente en el hogar, al igual que en el transcurso de este en las carreteras para evitar una desagradable sorpresa a tu regreso, o peor aun no llegues al destino final si te ocurre un accidente.

De acuerdo a Fernando Moreno, consultor en seguridad corporativa y autoprotección personal de la empresa Intelsegur, las medidas para proteger la vivienda deben responder a una estrategia planificada que incluya la evaluación de las amenazas presentes en todas las épocas del año.

En este sentido, el experto asegura que hay 5 clases de medidas para reducir las probabilidades de que la vivienda sea asaltada en la ausencia vacacional.

Paso a paso

• Reducir al mínimo la información que suministra -directa o indirectamente- a los delincuentes.
El delincuente tiende a no actuar cuando no sabe si cometer el delito le será fácil y rentable; por eso, cuanta menor información compartas de forma general sobre tu sa lida de vacaciones y las medidas de seguridad, más probable será que esa información no llegue a malos oídos.

• Disponer de dispositivos capaces de detectar el intento de intrusión.

En general, cuando se habla de dispositivos de detección se entiende que son sistemas CCTV y de alarma; sin embargo, la experiencia demuestra que los vecinos colaboradores son el mejor sistema antirrobo y un excelente complemento de los primeros.

Mantener buenas relaciones vecinales y fomentar las relaciones sociales con ellos permite detectar conductas inusuales o sospechosas, e incluso la simple presencia de personas extrañas.

Por tanto, aunque la norma general es no darle publicidad a tu salida de vacaciones, puede ser una buena medida comunicarles que te estás marchando, siempre que exista suficiente confianza mutua.

• Disponer de medidas disuasivas que motiven al delincuente a buscar en otro lado la víctima de sus acciones.
En general, la disuasión se fundamenta en la información que el delincuente puede conocer sobre la fortaleza del sistema antirrobo.

Un cartel que advierta de la existencia de un perro guardián, de un sistema CCTV o de alarmas produce un efecto disuasorio en la mayoría de los delincuentes. Sin embargo, un delincuente experimentado tiende a evaluar si es posible quebrar el sistema y realizar el ataque de todas formas.

 

Por eso, lo más recomendable es dar publicidad a algunas medidas de protección, pero manteniendo en secreto todos o parte de los dispositivos de detección.

• Disponer de medidas de bloqueo que impidan que el delincuente pueda ingresar en la vivienda.

Instalar puertas y cerraduras de seguridad y rejas en los lugares adecuados dificulta el ingreso de los delincuentes en la vivienda, dando tiempo a que se detecte que está siendo asaltada.

Forzar a que el delincuente tenga que hacer ruido para quebrar la puerta o ventana también contribuye a disminuir la probabilidad de que el asalto tenga éxito.

• Disponer de medidas que permitan la reacción defensiva si la disuasión y el bloqueo no funcionan.

Las alarmas suelen estar vinculadas a un servicio de monitoreo y respuesta que, por una cierta cantidad mensual, garantizan que cualquier disparo de alarma implica que una patrulla acude al lugar para comprobar si se estaba produciendo una intrusión o no.

Moreno concluye diciendo que la alarma debe instalarse de forma que advierta de la intrusión antes de que se produzca; ya que de lo contrario el efecto sobre la seguridad de la vivienda es cuestionable. Mientras que los aparatos eléctricos que no sean imprescindibles para el funcionamiento normal de la vivienda en ausencia de sus habitantes deben dejarse desconectados.