Proteccionismo malo

José Báez Guerrero
José Báez Guerrero





El gran igualador de la naturaleza o Dios es el tiempo: Warren Buffet y Fremio el del Congreso ambos igual tienen exactamente 24 horas diarias para aprovecharlas como quieran. Creada humanamente, quizás solo la Internet es tan universalmente aplanadora de distinciones.

Por eso, legislar contra el libre comercio vía Internet es un oprobio. Si la Aduana quiere exprimirnos por comprar en Amazon o tiendas similares, o perseguir importadores evasores, hay formas mejores que su propuesto reglamento. Este consideraría “como proveedores y no un destinatario final” a quienes anualmente excedan 20 envíos o gasten sobre US$2,000.00.

Es desvergonzadamente otro abusador intento por comerciantes deseosos de obligar a los consumidores a comprar malo y caro en vez de bueno y barato.

Las autoridades están en la disyuntiva de ceder ante presiones de ineficaces proteccionistas criollos o defender a los consumidores.

Papeletas versus votos. No es cuestión impositiva, pues basta revisar la factura de cualquier “courier” para ver la enorme tajada que pagamos los consumidores a la DGII al comprar por Internet. ¡Cuánta angurria!

Publicidad
Publicidad