Martes, 13 de noviembre, 2018 | 4:17 pm

EEUU: Suman 41 latinos en Congreso; 2 contiendas sin decidir

con-sigo


WASHINGTON.- La representación latina en el Congreso de Estados Unidos ascendió el miércoles a 41, cifra que podría aumentar porque aún no se definen otras dos contiendas.

De los 44 candidatos demócratas hispanos, 33 de ellos obtuvieron la victoria. Y de los 15 candidatos republicanos latinos, seis se impusieron.

Los ganadores se unen a los senadores Catherine Cortez Masto (demócrata por Nevada) y Marco Rubio (republicano por Florida), quienes no estuvieron en la papeleta porque sus periodos aún no culminan.

Francisco Pedraza, un politólogo de la Universidad de California, plantel de Riverside, considera que el pequeño incremento en la cantidad de latinos es importante porque tuvo lugar pese a la redefinición de distritos electorales impulsada por gobiernos locales tras los triunfos republicanos en las elecciones de medio término de 2010. “En 2014 y 2016 no se vio tanto”, dijo Pedraza a The Associated Press.

“Ahora sí vemos lo importante que fueron los cambios después de la elección de 2010”. Los 57 millones de hispanos que viven en Estados Unidos son la principal minoría étnica y constituyen el 18% de la población nacional. Sin embargo, su pobre participación electoral debilita su impacto político.

NALEO Educational Fund, una prominente organización apartidista latina, dijo que solo 6,8 millones de hispanos votaron en las elecciones legislativas de 2014.

En 2018, los ganadores latinos de ambos partidos incluyen rostros nuevos con logros sin precedentes. Del lado demócrata, Alexandria Ocasio-Cortez se convirtió en la mujer más joven electa al Congreso tras derrotar en la elección interna a uno de los legisladores más poderosos de su partido.

Ocasio-Cortez tiene 29 años de edad, ancestros boricuas y trabajó en la fallida campaña presidencial del senador Bernie Sanders en 2016. Verónica Escobar y Sylvia García serán las primeras representantes latinas de Texas.

Por su parte, Debbie Mucarsel-Powell será la primera ecuatoriana en obtener un escaño en la cámara baja tras derrotar al republicano Carlos Curbelo en un distrito de Florida donde el 70% de los residentes son hispanos y casi la mitad nacidos en el extranjero.

Mucarsel-Powell estaba entre los ocho latinos participantes en un programa del Partido Demócrata para apoyar a candidatos que pudieran ganar en distritos actualmente en manos de republicanos. Otros ganadores de ese programa fueron el abogado ambientalista Mike Levin, Xochitl Torres Small en Nuevo México y Antonio Delgado en Nueva York.

Un escrutinio que se prolongó hasta la noche del miércoles dio la victoria a Torres — una abogada egresada de la Universidad Georgetown con un título summa cum laude— sobre la representante estatal Yvette Herrell, quien apoyó las políticas migratorias del presidente Donald Trump.

Torres quintuplicó la recaudación electoral de Herrell y ahora será la primera latina en representar al segundo distrito legislativo de Nuevo México. Delgado es un abogado egresado de Harvard que venció al republicano John Faso en el norte de Nueva York.

Los republicanos decían que su breve experiencia como cantante de rap convertía a Delgado, de raza negra, en alguien no apto para desempeñarse en el Congreso.

Los simpatizantes de Delgado respondieron que la crítica era un ataque racial. Una contienda del programa demócrata seguía el miércoles sin decisión en California: la de Gil Cisneros, un oficial naval retirado y ganador de un cuantioso premio de lotería. Los 25 demócratas latinos que buscaban reelección la obtuvieron.

El senador por Nueva Jersey Bob Menéndez obtuvo un tercer periodo pese a que llegó a enfrentar cargos penales por soborno que la fiscalía descartó este año tras un juicio que resultó nulo.

Los representantes demócratas Luis Gutiérrez y Rubén Kihuen no optaron por la reelección y se retirarán del Congreso. Del lado republicano, su delegación hispana bajó de los ocho actuales a seis.

La contienda en el estado de Washington en la que la representante Jaime Herrera-Beutler busca la reelección seguía el miércoles sin definición.

Los otros cinco republicanos hispanos —además de Curbelo— que aspiraban mantener su escaño lograron el objetivo.

El senador Ted Cruz logró poner freno al ímpetu generado por el representante demócrata Beto O’Rourke. La delegación republicana latina perderá a Ileana Ros-Lehtinen en Florida y a Raúl Labrador, un puertorriqueño que perdió en las elecciones partidistas cuando se postuló a gobernador de Idaho. Ros-Lehtinen, la primera latina y la primera cubana-estadounidense electa al Congreso, se jubila tras una carrera de tres décadas.

El exjugador de fútbol americano de la Universidad Ohio State y empresario Anthony González fue el único ganador de los tres hispanos incluidos en un programa del Partido Republicano para formar candidatos viables en distritos competitivos. González, nieto de exiliados cubanos, será el primer congresista latino de Ohio.

En el ámbito estatal, la representante Michelle Lujan Grisham —una aguda crítica de Trump y sus políticas migratorias como presidenta del bloque de legisladores hispanos demócratas— resultó electa gobernadora de Nuevo México al derrotar al representante republicano Steve Pearce.

Lujan Grisham reemplazará a la gobernadora republicana Susana Martínez y se convertirá en la segunda gobernadora latina del país (tras Martínez) y en la primera gobernadora hispana demócrata.

Otros dos candidatos demócratas a gobernaciones fracasaron: el profesor en educación David García cayó ante el gobernador republicano Doug Ducey en Arizona, y Lupe Valdez, exalguacil del condado de Dallas, no pudo impedir la reelección del gobernador Greg Abbott en Texas.

El senador estatal Kevin de León perdió su campaña para reemplazar a la senadora demócrata Dianne Feinstein en California.