Impensable creer que el gobierno, desperdiciara la oportunidad



 

Porque… No se necesita alabar a Dios,

Para actuar con ética.

 

No busco conocer las preguntas: Busco conocer los hechos.

                     Confucio

Así como “el amor nace por la curiosidad y perdura por la costumbre”, de igual manera y proceder, nos hemos dejado, cada cuatro años, llevar por el verbo encendido, la mentira piadosa, el nunca jamás o la abolición del borrón y cuenta nueva, como por igual, los decires y acciones de nuestros políticos. Nos hemos acostumbrado a ellos y al parecer, en vez de victimas de sus engaños, ya somos cadáveres sin esperanzas de un nuevo retorno a la vida.

Hoy es un día sin inspiración alguna. La burla, según muchos,  nos ha robado hasta la esperanza de creer o esperar lo que sea. Los políticos continúan con sus acciones indelicadas y pretenden de uno y otro bando, entretenernos con argucias que ni los niños se las creen. Pretendieron confundirnos –por ejemplo-, con la esperanza de que el Señor Presidente hiciera lo que nunca se ha hecho con relación a los últimos escándalos de corrupción, impunidad y blindaje que han salido a la luz últimamente, a sabiendas, de que –de acuerdo a un titulador de noticias- el país estaba a la expectativa de lo que se iba a tratar en el famoso discurso del pasado 27 de febrero, muy a sabiendas, de que el mismo está establecido como una alocución del Primer Mandatario para rendir cuentas sobre lo ejecutado en el año anterior.

Está bien que muchos esperaran otra cosa pero, ni ellos mismos si estuvieran en el poder lo habrían hecho, por la simple razón, de que los hechos que han producido tantos escándalos no dependen del Poder Ejecutivo sino, del Poder Judicial. Así de simple. Les encanta producir el morbo para incitar a la cualquerizacion de la investigación de esos hechos, para luego entonces protestar porque hicieron un tollo para encubrir a los culpables, esto es, palo si bogas y palo si no bogas. Con esto, ni defiendo ni apoyo, sólo que cada cosa tiene y conlleva un tiempo para hacerlas como deben y tienen que ser.

Consciente como estoy, puedo decir que el gobierno, muy a pesar de haber violentado las esperanzas del pueblo en la mayoría de los casos sobre corrupción e indelicadezas, está constituido por personas en extremo capacitadas y conscientes de las gravedades que se han presentado, no pueden, ni van arriesgarse a proteger o blindar a nadie que este metido en los líos de la famosa Odebrecht y aún más, creo con firmeza que incluyendo a Los SuperTucanos, no van a desperdiciar la oportunidad, -que podría ser la última- la que este pueblo le esté brindando en bandeja de plata. Hacer lo contrario, seria atentar contra ellos mismos, por demás, un suicidio político.

Es imposible y lo saben, pretender continuar embardunando los problemas, minimizar las realidades sin llevarle al pueblo la firme convicción del gobierno para reivindicarse, demostrando la voluntad política para lanzar a la hoguera de la vergüenza a todos aquellos “indelicados”, conocidos hasta por los chinos de Bonao. Como ese de distraer la atención con el aumento de los Policías, como si y solo ese, fuera el problema. De ser así, continuaremos con la misma Policía a partir del mes entrante cuando ya el aumento en su diario vivir no sea algo nuevo. Considero seriamente, que sin la concentración de la fuerza policial, el entrenamiento continuo y constante en y con todo lo que implica ser un buen policía, continuaremos con el mismo problema. Como la UASD por ejemplo, que sin importar cuantas veces se les aumente el presupuesto, continuará con el mismo desorden y la misma ineficiencia. Mantengamos la esperanza. ¡Sí señor!

Publicidad

Publicidad