Mujeres abogan por una nueva masculinidad

Afirman que no se puede hablar de democracia sin la participación de más de la mitad de la población

foto-principal-6p01


Santo Domingo.-La sociedad y la democracia a nivel mundial no se desarrollan sin la participación activa “de la mitad o más de la mitad de la población (que es la femenina), razón por la que se necesita de “una nueva masculinidad” que reconozca y respete las contribuciones de la mujer.

Ese planteamiento fue hecho por las abogadas y exjuezas Flavia García y Martha Olga García, quienes forman parte del Comité de Mujeres Profesionales de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), organización que lucha por los derechos de las damas.

“Las hacedoras de la democracia somos nosotras las mujeres, hemos luchado por ella, porque siempre hemos estado ahí arrinconadas y este es un país que tiene la participación de las mujeres desde antes de llamarnos dominicanos”, especificó Flavia García.

Flavia especificó que para desarrollar el concepto de la “nueva masculinidad” se requiere de comprensión y educación, para entender que las mujeres tienen más participación en todos los aspectos de la sociedad.

También la exjueza de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), Martha Olga, aseguró que las mujeres se han potenciado, y al coincidir con Flavia, considera que los hombres de hoy deben ser más comprensivos y educados con sus parejas.

Luchadoras por los derechos de la mujer que marcan diferencias por décadas

Martha Olga García y Flavia García de Gutiérrez son dos amigas que desde muy jóvenes, como ellas mismas lo explican, se integraron a los movimientos feministas, siempre promoviendo el desarrollo apegado a las costumbres del hogar y sin ver al hombre como enemigo.

“Nosotras desde estudiantes fuimos dirigentes femeninas en la universidad”, dijo Martha Olga, al precisar que la amistad de ambas viene desde la década del 60, cuando estaban en la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD).

Explicó que el movimiento de mujeres lo iniciaron formalmente en 1969 “como una segunda ola de lo que fue el movimiento feminista”.

“Para que no nos confundieran como un feminismo radical le llamábamos siempre el Movimiento de Mujeres, y todavía hoy le llamamos el Movimiento de Mujeres”, aclaró la exjueza de la SCJ y excatedrática.

Ese movimiento, en el año 1975, declarado Año Internacional de la Mujer por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), creó el Comité Universitario de Mujeres en la UASD, el cual celebró el Seminario Hermanas Mirabal, evento en el que presentaron propuestas para solucionar problemas que se mantienen vigentes hoy en día.

Las ponencias de ese evento fueron recogidas en un libro publicado en 1975, y reeditado y puesto en circulación la pasada semana, porque entienden que aún pueden aportar soluciones a la problemática que sigue 42 años después de la realización de ese seminario.

Tanto la magistrada García, como García de Gutiérrez explicaron que ese grupo de visionarias se adelantó a su época, porque propusieron la creación de leyes para proteger más a las mujeres, muchas de las cuales no eran comprendidas en esos años, pero que con el tiempo fueron aplicadas a través de diversas normativas, y ya establecidas en la Constitución de 2010.

Publicidad
Publicidad