Lunes, 24 de septiembre, 2018 | 1:34 pm

“Como los nativos…”



En 1980 estudiaba en Minnesota y Macalester College se enorgullecía de que Kofi Annan hizo allá (becado por la Fundación Ford) su licenciatura en economía en 1961 (implantó un récord de pista corta). Graduado, lo empleó la OMS y llegó a secretario general de la ONU desde 1997 hasta 2006.

Hijo de un jefe tribal Fante, de Ghana, Annan casó en 1984 con una abogada sueca sobrina de Raoul Wallenberg.

El diplomático africano –premio Nobel de la Paz en 2001— siguió vinculado con Macalester como integrante de su junta de regentes.

Saint Paul es de las ciudades más frías de Estados Unidos y anécdotas del folklore universitario cuentan que Annan poseía enorme inteligencia y capacidad oratoria, pero poco aguante ante el clima.

Recién llegado, en octubre, cuando aun no arrecia el invierno, fue a una reunión hecho un andullo, con guantes, gorro ruso, orejeras y bufanda. Sus compañeros se burlaron y él respondió: “¿Ustedes no recomiendan cuando van al África que los visitantes deben hacer como los nativos?”. Descanse en paz.