Jueves, 18 de julio, 2019 | 4:31 pm

Atacan dos buques petroleros cerca del Estrecho de Ormuz

Imagen que muestra el presunto buque petrolero noruego Front Altair en llamas, este jueves en el golfo de Omán (Omán).  EFE/ Stringer
Imagen que muestra el presunto buque petrolero noruego Front Altair en llamas, este jueves en el golfo de Omán (Omán). EFE/ Stringer


 DUBÁI, Emiratos Árabes Unidos.-Dos petroleros cerca del estratégico Estrecho de Ormuz fueron atacados el jueves, según reportes, y de uno de ellos brotaban llamas, en lo que constituye el incidente misterioso más reciente contra buques que transitan por una región crucial para el suministro de energía mundial, en medio de crecientes tensiones entre Irán y Estados Unidos.

La Armada de los Estados Unidos, acudió rápidamente a ayudar a los buques afectados en el Golfo de Omán frente a las costas de Irán, y los operadores del buque no ofrecieron ninguna explicación inmediata sobre qué armas causaron los daños o quiénes los utilizaron contra los barcos.

Los tripulantes de ambas embarcaciones fueron evacuados.   Los dos buques llevaban “cargamento relacionado con Japón“, según afirmó el Ministerio japonés de Comercio.

El primer ministro japonés, Shinzo Abe, estaba ultimando una visita oficial a Teherán que pretendía rebajar las tensiones.

El barril de crudo Brent de referencia llegó a subir un 4% en las operaciones tras el supuesto ataque, hasta alcanzar los 62 dólares por barril, en un reflejo de la importancia de la zona para el mercado internacional de energía. Un tercio de todo el petróleo transportado por mar pasa por ese estrecho, que da acceso al Golfo Pérsico.

El incidente ocurrió después de que Estados Unidos acusara a Irán de utilizar minas para atacar cuatro petroleros en el cercano puerto emiratí de Fuyaira. Irán ha negado cualquier implicación.

En las últimas semanas, rebeldes yemeníes apoyados por Irán también han lanzado ataques con misiles y drones contra Arabia Saudí.   La 5ta Flota de Estados Unidos estaba prestando asistencia a los dos barcos afectados por un “supuesto ataque“, afirmó el comodoro Joshua Frey, portavoz del contingente.

No dijo cómo habían sido atacados los barcos o quién era el supuesto responsable.   Dryad Global, una firma de inteligencia marítima, identificó de forma preliminar a uno de los barcos afectados como el MT Front Altair, un petrolero con bandera de las islas Marshall.

El barco estaba “en llamas y a la deriva“, según la agencia, que no afirmó el motivo del incidente ni mencionó a la segunda embarcación.   La compañía que gestiona el Front Altair dijo a The Associated Press que una explosión había provocado el incendio a bordo.

Imagen que muestra el presunto buque petrolero noruego Front Altair en llamas, este jueves en el golfo de Omán (Omán). Dos cargueros, uno de ellos un buque cisterna al servicio de un armador japonés, el Kokuka Sangyo, y el otro, que todo indica a que se trata del noruego Front Altair, fueron atacados hoy cerca del estrecho de Ormuz, informaron hoy fuentes oficiales japonesas en Tokio. EFE/ Stringer

Imagen que muestra el presunto buque petrolero noruego Front Altair en llamas, este jueves en el golfo de Omán (Omán). EFE/ Stringer

International Tanker Managemente declinó hacer más comentarios, señalando que aún estaban investigando. Sus 23 tripulantes estaban a salvo tras ser evacuados por otro barco cercano, el Hyundai Dubái.   El segundo barco fue identificado como el Kokuka Courageous.

La naviera BSM Ship Management dijo que había sufrido daños en el casco y que 21 tripulantes habían sido evacuados, uno de ello con lesiones leves.

La televisora estatal iraní dijo que los 44 marineros de los dos petroleros habían sido trasladados a un puerto iraní en la provincia sureña de Hormozgan.

El incidente se produjo en un momento especialmente sensible, durante la visita del primer ministro de Japón, Shinzo Abe, en una crucial misión diplomática.

Abe advirtió el miércoles tras reunirse con el presidente de Irán, Hasán Ruhani, que debe evitarse cualquier “conflicto accidental“ que pueda derivar de las tensiones entre Washington y Teherán.

El líder supremo de Irán, el ayatolá Alí Jamenei, dijo el jueves que Teherán “no repetirá de ningún modo“ las negociaciones con Estados Unidos, mientras se desmorona el pacto nuclear de 2015 que firmó con potencias internacionales.

Jamenei hizo esas declaraciones durante una reunión con Abe, lo que apuntaría a que la visita del mandatario japonés no habría logrado su objetivo de rebajar las tensiones entre Estados Unidos e Irán.

“No veo a Trump como merecedor de ningún intercambio de mensajes y no tengo ni tendré respuesta para él“, dijo Jamenei a Abe, según su sitio web oficial.   Jamenei añadió que, si bien Teherán no quiere una bomba atómica, “Estados Unidos no podría hacer nada“ para impedirlo si Irán quisiera desarrollarla.