Una fundación que trabaja por el bienestar de adultos mayores

26
Fundación Manos Arrugadas (Fundama) reúne a los adultos mayores para que puedan cenar, reír, cantar y bailar en esta importante época del año.

SANTO DOMINGO.-Cada uno de los invitados de la Fundación Manos Arrugadas (Fundama) se comprometieron a cenar, reír, cantar y bailar en la tradicional actividad que organiza para los ancianos desposeídos que viven en la Zona Colonial.

Con los fondos obtenidos en la “Cena para que otros cenen”, Gianni Paulino, les preparó la fiesta de Navidad y entregó cajas alimenticias, además de suplir las necesidades de adultos mayores desposeídos de la Residencia Manos Arrugadas, y como duendes rieron, cantaron y bailaron en este especial momento.34_vida-estilos_28_1p02

Para las personas mayores fue una gran fiesta, caracterizada por la alegría, la fraternidad y la prosperidad que se desea para cada dominicano.

De acuerdo a Paulino, esta cena y las actividades que realiza la fundación son posibles gracias a la solidaridad de personalidades del entorno empresarial, político, de la comunicación y la cultura.

Gianni motivó a todos los invitados a vivir la vida en armonía con la humanidad y el mundo, a sumarse al proceso de sanación emocional, físico y espiritual a través de “dar gracias”, al asegurar que “mientras más agradeceremos más tendremos”.

Recaudar fondos

Una de las actividades que realiza la fundación para recaudar fondos es una cena benéfica, que en este año se llevó a cabo en Casa de España.

Organización

— Invitados
Fueron recibidos con los villancicos del Grupo Coral del Banco Central, en un salón decorado por Di Fiori, al tiempo que bailaron al ritmo de Toño Rosario y orquesta; Michel, “el buenón de la Salsa”.

-- publicidad --