Viernes, 19 de abril, 2019 | 12:17 pm

Una derrota digna de análisis



La mayoría de los dominicanos, seguidores o no del fútbol, quedaron absortos el pasado domingo, con la derrota de la selección nacional ante Bermudas, con marcador 1-3.

La gran inversión que se ha realizado en el fútbol local, incluso con una liga profesional con una docena de equipos, puso a la gente a pensar que nos la estábamos “comiendo”.

Desde hace años la casi totalidad de los centros educativos privados y escuelas patrocinadas por equipos extranjeros, especialmente de España, como el Barcelona y el Real Madrid, trabajan arduamente para elevar el nivel del fútbol dominicano.

Con apenas 54 kilómetros cuadrados, es decir, 889 veces más pequeño, y 65 mil habitantes, unos 10 millones menos que República Dominicana, la victoria de Bermudas sorprendió hasta a los “mamandos”.

Ya que jamás se proyectó un descalabro de ese tipo, porque desde hace tiempo se venía propagando la “excelente” preparación que realizaba el onceno nacional, bajo la dirección del “genio” uruguayo Orlando Capellino.

Precisamente ayer, ante el fracaso inesperado, los directivos de la Federación de Fútbol tomaron la correcta decisión de prescindir de los servicios del suramericano, dejando entrever que su sustituto será escogido tras una “sesuda” evaluación.

Es más, hace poco el colombiano José Eugenio “Cheché” Hernández fue tan “atrevido” que aseguró que el país estaría compitiendo en un Mundial en menos de seis años.

Es una lástima este resultado, pero hay que seguir echando pa’ lante, no llorar los reveses, porque según muchos expertos en el país hay materia prima de primer nivel para llevar el fútbol a otra dimensión en muy poco tiempo.

Publicidad