Taxista fue la víctima colateral de un asalto

7
Logo Policía Nacional. 5 de octubre de 2007 Foto/Pedro Sosa

Un taxista murió tras ser alcanzado por varios disparos al verse atrapado en el fuego cruzado durante un intercambio de disparos entre miembros de la Policía y presuntos delincuentes en el sector José del Carmen, en Baní, provincia Peravia.

Rubén Darío Díaz Pimentel, de 50 años, murió mientras recibía atenciones médicas en un centro de salud, tras ser herido cuando se desplazaba por el lugar en su automóvil.

Según la Policía, el incidente se produjo cuando un grupo de hombres armados se disponía asaltar a un comerciante.

-- publicidad --