Sábado, 20 de julio, 2019 | 4:52 am

Medidas de Macron no son bien aceptadas

Emmanuel Macron
Emmanuel Macron


PARÍS, FRANCIA.- El presidente francés, Emmanuel Macron, decretó ayer en un discurso televisado el “estado de emergencia económico y social” para anunciar medidas concretas que van dirigidas sobre todo a los trabajadores y pensionistas más vulnerables.

Hizo cuatro anuncios que deberían tener un impacto inmediato sobre los bolsillos de millones de franceses.

El salario mínimo -ahora de 1,498 euros brutos- subirá en cien euros; el alza de las cotizaciones se congelará para los jubilados con pensiones inferiores a los 2,000 euros; las horas extras no tributarán y se pedirá a las empresas que paguen a sus empleados una prima especial de fin de año, no sujeta a impuestos.

Entre los grupos de “chalecos amarillos” que escucharon con atención las palabras del presidente fueron críticas, catalogaron como “migajas” los anuncios de Macron.

El líder de la izquierda radical, Jean-Luc Mélénchon, pidió a la gente que vuelva a manifestarse masivamente el próximo sábado.