La ruta de la violencia contra la mujer, un viacrucis desconocido

La ruta de la violencia contra la mujer, un viacrucis desconocido

La ruta de la  violencia contra la mujer, un viacrucis desconocido

Por: Yanny Pérez Filpo

Santo Domingo.- La violencia de género es un problema social que afecta a millones de personas en todo el mundo, sobre todo a niñas y adolescentes en edades comprendidas entre 16 y 40 años de edad.

Este problema está tomando un peligroso auge en todo el mundo, según datos oficiales del Observatorio de la Igualdad de Género de América Latina y el Caribe (OIG). En 2019 se registraron más de 4 mil casos de feminicidios en 24 países, 18 latinoamericanos y 6 caribeños.

En ese sentido, la Organización de las Naciones Unidas se ha pronunciado con la denominación de que esta grave situación constituye una “pandemia en la oscuridad”, ya que estos casos ocurren de forma sistemática y no conoce fronteras.

La República Dominicana no es la excepción ante esta realidad, y según la Fundación Vida sin Violencia, en el año 2020 se registraron aproximadamente 70 casos de feminicidios, 22 de los agresores se suicidaron tras cometer el acto. En el primer trimestre de este año 2021, la cifra se sitúa en 43 feminicidios.

Motivos de la violencia

Tanto hombres como mujeres con denuncias llegan a las fiscalías en busca de protección por maltratos físicos y psicológicos conducidos por varias razones, entre ellas por causa de celos de exparejas, ingesta de alcohol e intención de dominio del hombre hacia la mujer, golpes, heridas y violencia psicológica, y en algunos casos denuncias de hombres contra su pareja en prevención de posibles ataques.

Casos más comunes

Contrario a lo que se publica a diario en los medios de comunicación referente a los fallecimientos de mujeres y hombres a manos de sus parejas, hay que destacar que el abuso más común, según nuestra investigación, es el maltrato sicológico, el abuso sexual y acoso laboral.

El Departamento de Investigación y Estadística del Ministerio de la Mujer establece que en los meses de enero y marzo de 2021 la violencia psicológica ha sido la más común, con un total de 125 casos reportados.

Se destaca que en materia penal, los casos más comunes son los feminicidios, violación sexual y trata de personas, mientras que en el renglón de familia, la guarda y custodia, en tanto que el régimen de visitas y pensión alimentaria llevan la delantera.

Fiscalía de Cristo Rey

En el marco de la investigación se recogió el informe sobre la situación imperante en en la Fiscalía Comunitaria de Cristo Rey, donde el magistrado Reginaldo Contreras, hizo la precisión de que en esa jurisdicción se reciben a diario aproximadamente 10 y 25 casos procedentes de zonas aledañas.

El proceso de recepción a las víctimas depende de la gravedad del caso, principalmente si la víctima fue maltratada en el momento, por lo que es efectivo el envío de una patrulla en busca del agresor, quien es detenido y sometido a la Justicia.

Si no es posible su detención, a la víctima se le ofrece protección, con su envío a una de las denominadas “Casas de Acogidas” que se encuentran en direcciones encubiertas por seguridad.

Fiscalía de SDE

En Santo Domingo Este, el protocolo es diferente: La Policía recibe a las personas (si el agresor es un menor de edad, se envía al Tribunal de Niños, Niñas y Adolescentes).

Quienes reciben a las víctimas son empleados del Ministerio Público con la categoría de abogados o estudiantes de derecho, dependiendo el tipo de daño; luego son sometidas a evaluaciones médicas y sicológicas, y se decide si se debe emitir orden de conducencia o solo citaciones al victimario/a. Pero si el caso amerita atenciones complejas, se procede a solicitar orden de arresto ante el juez de la instrucción, que se envía al destacamento policial más cercano para apresar al victimario, de acuerdo a la gravedad del caso se ofrece alojamiento temporal en “Casas de Acogida”.

Rómulo Betancourt

En la Fiscalía de la Rómulo Betancourt, la magistrada Julissa Hernández informó que el procedimiento es más simple que los demás centros de atención de mujeres.

La víctima de agresión es recibida por la secretaria del fiscal, quien, dependiendo del relato sobre la agresión, decide enviarla o no a un psicólogo u orientador de familia, el cual está de servicio en la Fiscalía.

— Recorrido
Hay que enfatizar que en las visitas realizadas a las distintas Fiscalías Comunitarias se encontró que cada una de ellas tienen protocolos y políticas diferentes en la recepción y trato a las mujeres que llegan con casos de agresión y violencia por parte de sus parejas.



Avatar

El Día

Noticias Relacionadas