La Ciudad Colonial

La Ciudad Colonial

La Ciudad Colonial

Víctor Feliz Solano

Por: Victor Feliz Solano

Pocos de los que de manera rutinaria visitamos la Ciudad Colonial de Santo Domingo sabemos que apenas consta con poco más de un kilómetro cuadrado. Allí están apiñados más de 500 años de historia universal, evidencia palpable del encuentro de dos mundos. Debemos reconocer que todos los gobiernos han hecho sus aportes para que el centro histórico, como también se puede llamar, se sostenga y se mantenga.

Las últimas intervenciones han sido producto de un plan maestro que viene por años desarrollándose con fondos, tanto de cooperación internacional, como de aportes locales mixtos. Lo más determinante han sido las normas para que allí no todo el que quiera haga lo que quiera. La Zona Colonial, fundada en el año 1502 y una extensión de 1.300 Km2, la componen 5 urbanizaciones o sub-barrios: Ciudad Colonial, San Miguel, San Lázaro, San Antón y La Atarazana.

La Zona Colonial se caracteriza por su alta complejidad como territorio urbano, con instalaciones patrimoniales con diferentes grados de deterioro y necesidad de restauración, en una significativa parte, lo que unido al número de visitantes que acude a sus espacios urbanos con fines turísticos, comerciales, educativos, religiosos o recreativos, agrava el equilibrio de la vida urbana de tan pequeño espacio territorial. Tal y como lo revelan estudios hechos por diferentes gobiernos de la ciudad capital en los últimos 10 años.

De las casi 4 mil viviendas de la Zona Colonial, más de 3,500 están ocupadas (+ o – 90% del total) con 3,600 hogares. Más del 50% de las viviendas ocupadas son casas y poco más de un 30% apartamentos. Las problemáticas de la vida cotidiana que aquejan a los munícipes de los sectores que integran la Zona Colonial son los siguientes: Aguas estancadas, acumulación de basura, ruidos y humo de plantas eléctricas, ruidos de motores y vehículos, música alta en bares, colmados y vecinos, calles congestionadas, falta de espacios para estacionamiento para residentes y racionamiento del agua potable.

Municipalidad Global, nuestro programa especializado en temas de gobernanza local, se realizó desde la Plaza Pellerano Castro en el mismo corazón del centro histórico. La intención, además de disfrutar un renovado aire colonial que allí se respira, fue la de intercambiar con la Asociación de Propietarios y Residentes de la Ciudad Colonial. La primera impresión recibida por nuestro equipo de producción fue la hospitalidad por parte de sus directivos y amigos.

La APRECC como se conoce la dinámica asociación, tiene una visión clara y bien precisa de cuales objetivos persigue. Ha logrado a través de sinergias con las autoridades locales y sectoriales del gobierno central ir venciendo obstáculos que en algún momento parecían insalvables. Una pléyade de profesionales y amantes de la buena vecindad se encargan de manera decidida de ir cambiando criterios malsanos y desidias.

Obviamente un camino de mil kilómetros se inicia con un simple paso, por lo cual aun la lista de desafíos y metas a alcanzar por parte de la APRECC es larga y tendida. Temas como la gentrificación, la cultura hípster que se apropia cada vez más de la zona, la seguridad ciudadana entre otros son parte del listado en cuestión. Auguramos éxitos a esa entidad y valoramos el esfuerzo que hacen un puñado de dominicanos y extranjeros por hacer la diferencia y rescatar nuestro centro histórico.



Avatar

El Día

Noticias Relacionadas