Afirma impuestos aduanales por excedente valor flete en materiales construcción costarían hasta 265 mil pesos

277
El Coordinador del ONIC Melchor Alcántara

Santo Domingo.- El Observatorio Nacional de la Industria de la Construcción, calificó de desmedido el aumento de precios en los materiales de construcción, que ha llevado a los constructores devolver el dinero de las preventas de sus proyectos debido a que no pueden asumir los aumentos de más de un 30% del costo total de sus respectivos proyectos.

El Coordinador del ONIC Melchor Alcántara, explicó que «en los últimos días, el problema que se viene encaminando desde principio de año sobre el alza continua en los precios de los materiales de la construcción, está ganando terreno, al punto de llegar a unos límites altamente preocupantes, donde muchos constructores ven que los costos son mayores que el precio en el cual pre vendieron las obras».

Alcántara indicó, que el costo total de una obra se ha incrementado en un 30% del precio de venta, lo cual significa que los constructores estarían trabajando en términos deficitarios, pues un proyecto a los costos actuales generaría pérdidas.

“Al tema del aumento de precio de los materiales de la construcción hay que ponerle asunto, porque hay constructores que ya han comunicado que están considerando devolver los montos recaudados de preventa, lo que se traduciría en la posposición de proyectos que estaban listos para comenzar”, explicó.

Sobre el tema de las importaciones aclaró, que a causa de la pandemia y la baja actividad económica, las empresas importadoras bajaron sus inventarios y al reactivarse la economía, la alta demanda ha provocado que no exista la capacidad naviera para transportar de forma fluida.

Esto ha desencadenado en que los precios del transporte marítimo se disparen. El empresario de la construcción explica: “Un flete marítimo desde China a Santo Domingo vía Puerto Caucedo o Haina, que antes de la pandemia costaba entre 1,800 y 2,200 dólares hoy se está pagando hasta 13,000 dólares por el mismo flete. Usamos este ejemplo porque una buena proporción de los materiales de construcción importados vienen desde China”.

Además explica: “Aduanas cobra en base al precio CIF, por lo que un contenedor que traía productos por un total de US$20,000 pagaba impuestos en base a US$21,800 incluyendo el transporte.

Hoy, ese mismo contenedor paga impuestos en base a US$33,000, o sea, que además de pagar US$11,000 dólares adicionales por concepto de flete, debe pagar el 20% de arancel más un 18% de ITBIS en muchos casos, que se le aplica al costo total más otros impuestos agregados. Esto genera un costo extra en arancel hasta de 265,000 pesos por contenedor, en el peor escenario”.

Melchor propuso que Aduanas calcule los impuestos de las importaciones en base al precio del flete pre pandemia. Algo que -según dijo- no representa complicaciones para las recaudaciones presupuestadas ya que están cobrando excedentes no previstos.

«Siendo la construcción el sector de mayor crecimiento de la economía, en la República Dominicana, según los indicadores de Banco Central, en los actuales momentos una caída en las ventas inmobiliarias pudiera generar una recesión a nivel nacional, por lo cual los ingresos del fisco caerían dramáticamente», manifestó.

“Lo inteligente sería, contribuir a que el costo de la mercancía sea menor y que los constructores que son el cliente final puedan tener una escala de costos más razonables y estables», precisó.

Melchor entiende que con el pasar del tiempo, los fletes ser irán ajustando y todo volverá a la normalidad. Sin embargo, esta sería una medida provisional que contribuiría a evitar una paralización del sector construcción.

De modo que recalcó, que el gobierno debe revisar, en cuáles renglones los precios son especulativos y cuáles son por la situación actual de la pandemia.

-- publicidad --