Jueves, 17 de octubre, 2019 | 7:55 pm

Hoy conmemoramos 92 aniversario del retiro de tropas estadounidenses de RD

Esta intervención representó nuevamente la pérdida de la Soberanía dominicana.

segunda-invasion-republica-dominicana-estados-unidos-600x310


Santo Domingo.- Un día como hoy, pero del 1924, se produjo la retirada de los marines estadounidenses que en el año 1916 intervinieron militarmente por primera vez el territorio nacional.

Durante la denominada “Primera intervención norteamericana”, se desarmó a la población civil una de las primeras medidas adoptadas por los estadounidenses para tomar el control del pueblo dominicano de forma autoritaria.

A su llegada a la nación los norteamericanos implantaron su ley, bajo la proclama de que la ocupación militar no tenía el objetivo inmediato ni posterior de destruir la soberanía dominicana, el capitán Harry Knapp tomó el control de la nación en noviembre de 1916.

Esto trajo consigo que un sucesivo número de funcionarios dominicanos que se desempeñaban como gobernadores provinciales y cargos ejecutivos afines renunciaran, mientras que otros fueron removidos, quedando todas las esferas de poder en manos de los extranjeros.

Tras instaurar el gobierno militar, los estadounidenses implementaron una serie de reformas centradas en temas educativos, obras de infraestructuras y otras basadas en tópicos sanitarios. Cada una de esas acciones eran lideradas por ellos con la intención de seguir tras el control soberano de la República.

La primera intervención norteamericana iniciada el 3 de mayo de 1916 constituyó la segunda pérdida de la soberanía dominicana desde la proclamación de la Independencia de 1844 realizada por los Padres de la Patria.

Durante ocho años (1916-1924) los gobiernos militares de ocupación impusieron el orden a través censura, el desarme y el estado de sitio, aprovecharon los buenos precios  del azúcar que generó la coyuntura de la guerra mundial.

Para 1919 en medio de la represión los intelectuales dominicanos de tradición hostosiana asumieron la bandera de la desocupación del país.

Esta demanda se hizo posible más que por la agitación socio-política  por la crisis agrícola como efecto de la guerra que se observa a partir de 1921.

Previo a desocupar el país las tropas impusieron un gobierno provisional para celebrar elecciones. 12 de julio de 1924 se retiran las tropas norteamericanas, pero el país quedaba de rodillas con sus aduanas intervenidas, con un receptor de aduanas, el dólar como moneda y como herencia de los ocho años legaron a Rafael Leonidas Trujillo, formado militarmente por los marines y quien dirigió de manera férrea el país durante 31 años.