Miércoles, 17 de julio, 2019 | 10:20 am

Gloria Ceballos pide atención para región Central y Nordeste del país por temporada ciclónica

Dice expertos estudian crear nueva categoría huracanes por furia de sus vientos y indicó que se espera una temporada por encima del promedio con 14 tormentas nombradas.

Gloria Ceballos
Gloria Ceballos


Santo Domingo.- La directora de la Oficina Nacional de Meteorología llamó a prestarle atención a las provincias que están en la región Central y el Nordeste del país, ya que al iniciarse la temporada ciclónica este primero de junio, esas demarcaciones han recibido bastante lluvias en lo que va del presente año y sus suelos están saturados.

Gloria Ceballos explicó que los acumulados de lluvias en los primeros cinco meses del 2017 amerita que se vigile a las provincias de Monseñor Nouel, la Vega, Mote Plata, María Trinidad Sánchez del Nordeste, y la provincia de San Cristóbal, específicamente el municipio de Villa Altagracia.

Ceballos advirtió que cualquier fenómeno meteorológico, llámese onda tropical o alguna perturbación atmosférica que pueda convertirse en depresión tropical, pueden general situaciones difíciles en esas localidades que están ubicadas en el centro y el Nordeste del país.

Entrevistada por Héctor Herrera Cabral en el programa D´Agenda, la funcionaria resaltó que esas zonas han recibido bastantes lluvias previo a la temporada ciclónica.

Agregó que hay que recordar lo que se produjo recientemente el Riíto de La Vega, en Puerto Plata, la Victoria, así como en el barrio de Moscú en San Cristóbal, que las lluvias caídas ocasionaron inundaciones que provocaron daños, e inclusive por lo menos una víctima mortal.

“Estas lluvias que hemos tenido en los primeros meses del año han estado muy focalizada, hay regiones del país donde no se han manifestado, pero sobre todo en la región Central, háblese de la Vega, Monseñor Nouel, María Trinidad Sánchez que está en el Nordeste, el mismo Mote Plata y Villa Altagracia, han tenido lluvias continúas durante todo el año“, Remachó la directora de Onamet.

Precisó que en algunas de esas demarcaciones se produjeron fuertes precipitaciones en muy poco tiempo que ocasionaron situaciones que ya son conocidas por todo el país.

“Ahora por ejemplo las lluvias están más propensas a ocurrir en todo lo que es el litoral costero caribeño porque las ondas tropicales que ya comenzaron a transitar se forman en el Este y se desplazan hacia el Oeste y dejan las precipitaciones hacia lo que es la vertiente Sur de la Cordillera Central“, dijo la predictora.

Insistió en que es, precisamente, en esas zonas donde se han producido los mayores acumulados de lluvias, e igualmente las precipitaciones que se produjeron en San Cristóbal generaron crecidas fuera de lo normal en el Río Nizao.

“Entonces todo esto es previo a la temporada ciclónica,por lo tanto es importante saber dónde debemos tener el ojo más pendiente, para decirlo en un lenguaje llano, por tener ya suelos saturados, y entonces estaría lloviendo sobre mojado en esas localidades que he señalado“, acotó la ingeniera Ceballos.

Aclaró que eso no ha sucedido en el gran Santo Domingo, que aunque se han presentado lluvias que han provocado inundaciones, luego esas aguas se escurren y la situación retorna a la normalidad.

La directora de la Onamet dijo que la temporada ciclónica que se inicia este primero de junio está catalogada entre normal, y un poco por encima de lo normal, con un promedio de 14 temporadas nombradas, de las cuales siete podrían ser huracanes.

“De acuerdo a las condiciones previas, climatológicamente hablando, en que se encuentra el Atlántico Norte, se esperan unas 14 tormentas nombradas, de ellas siete podrían convertirse en huracanes, y de eso tres podrían ser huracanes intensos“, detalló la funcionaria.

Recordó que esos son pronósticos y como tal tienen su grado de incertidumbre, a la vez que llamó a no centrar la atención en el número de tormentas porque un solo fenómeno que entre al territorio nacional puede ser perjudicial y provocar daños extraordinarios.

“O sea que no nos grabemos el número de si son 14 o siete, sino que lo que hay que estar muy pendiente y tener los planes de contingencias, como lo han hecho las autoridades que ya han revisado sus planes operativos inherentes a esta temporada“, explicó la directora de la Onamet.

Ceballos añadió que debido a que desde el pasado mes de abril ya no se tiene la influencia del fenómeno la Niña, ni tampoco el Niño, se espera que la temporada sea normal, o un poco por encima de lo normal.

Recordó que en los años 2014 y 2015 cuando estaba presente el fenómeno el Niño se formaron muy pocas tormentas, además de que el país atravesó por una fuerte sequía que impactó de una manera negativa a la producción agrícola y pecuaria.

En cambio, a partir de esa fecha y hasta el mes pasado, cuando la Niña estaba presente se produjeron abundantes lluvias y las temporadas ciclónica fueron muy activas

Gloria Ceballos reveló que debido a los eventos meteorológicos extremos que se han generado en los últimos años los expertos están pensando en crear una categoría superior a la cinco, que es la máxima que existe en la actualidad.

“Se está pensando en generar otra clasificación por esos eventos extremos que en los últimos años se han visto con mayor frecuencia“, respondió la directora de la Oficina Nacional de Meteorología.

Ceballos recordó lo que pasó con el huracán David que en 1998 castigó a la República Dominicana con vientos de 250 kilómetros por hora, y fue una verdadera monstruosidad que causó cientos de víctimas y devastaciones valoradas en miles de millones de pesos.

“Entonces ya hablar de 300 o más kilómetros por horas es algo extraordinario, y aunque se habla de categoría cinco que es superior a 240 kilómetros por hora, pero ya se está pensando en generar otra categoría.

La experta en predicciones meteorológica dijo que la institución que dirige está preparada, tanto en el aspecto de los recursos humanos, como en cuanto a los equipos y la tecnología para informar a la población de cualquier fenómenoatmosférico que amenace con penetrar al país.

La funcionaria también llamó la atención sobre las altas temperaturas que se esperan para este verano, y reveló que el recién pasado mes de abril fue el más caluroso que se ha registrado desde que se hacen esas mediciones.