Jueves, 18 de julio, 2019 | 11:17 am

Empresas y trabajadores concilian en tribunal



A propósito del diálogo y concertación que han iniciados el sector sindical y laboral en estos días, coordinado por el Ministerio de Trabajo, en relación a la modificación del Código Laboral, en cuyos artículos según algunos expertos en la materia, garantizan los derechos de las personas trabajadoras.

Ese fue un titular que leí recientemente en un periódico de circulación nacional, en donde una empresa extranjera y sus empleados habían llegado a un acuerdo, pero en el tribunal.

Cuando la realidad debería ser que las partes llegaron a un acuerdo por voluntad propia e iniciativa de ambos lados, es decir, empresarios y trabajadores en un Centro de Mediación o Conciliación.

Esa visión del conflicto debe cambiar. Cambiar para fortalecer lazos en provecho del sector laboral y a la vez, para el empresarial. Ya que habría consenso desde el inicio del conflicto.

El conflicto siempre existirá entre ambos actores. No es posible decir que a partir de la fecha no existirán conflictos en el ámbito empresarial, industrial u otros.

Varias pueden ser las causas que provocan un conflicto. Dentro de las cuales están compromisos asumidos por el sector trabajador con el empleador. En donde uno se comprometió a incrementar la producción tras las demandas en el mercado y otro a incrementar el salario, pero el mercado no tiene nada que ver con lo que ocurre en la empresa.

Como es de conocimiento de las personas lectoras, estos actores tienen los llamados pactos colectivos, en donde existen compromisos en beneficios del empleado, pero a la vez, del empleador.

Compromisos que implica aumento salarial, recreación, cultura, seguridad social, construcción de viviendas,de salud y educación para las familias de los empleados, entre otros que ellos les llaman beneficios.

Hasta un mal entendido puede ser un factor que provoque un paro de labores, así como una demanda en el tribunal. Lo ideal en ambas circunstancias, es realizar una solicitud de conciliación en este caso por ser en materia laboral, aunque en mediación, todos los temas son viables.

Lo que planteo es una especie de Centro de Conciliación antes de ir a los tribunales laborales y  evitar de esa manera, el conflicto litigioso. Es un cambio en los procedimientos, pero a la vez, que las partes tengan la oportunidad de buscar alternativas alternas al tribunal. Claro, de visión de comportamiento en el conflicto.

No descarto por este medio la participación del profesional del derecho, todo lo contrario una participación activa. Claro, tiene que estar bien sensibilizado en  estos mecanismos para que considere primero la Conciliación o Mediación según el caso previo al tribunal.

Entiendo que las centrales sindicales y sus afiliados representantes de las personas trabajadoras tienen necesariamente que estar entrenados para sepa a que asisten a un espacio de diálogo, concertación y consenso.

De esa forma entiendo que las personas trabajadoras estarían mejor representada en sus solicitudes y ganarían tiempo, facilidades de poder colocarle fin al conflicto y la no asistencia al tribunal.

Publicidad