Martes, 12 de noviembre, 2019 | 6:32 am

DIGESETT e INTRANT iniciarán puntos de revisión de alcoholemia el viernes

digesset


Santo Domingo.- El Instituto Nacional de Tránsito y Transporte Terrestre (INTRANT) y la Dirección General de Seguridad de Transporte Terrestre (DIGESETT) anunciaron que a partir de este viernes iniciarán los puntos de revisión de alcoholemia a los fines de educar a la ciudadanía sobre el peligro de  conducir bajo los efectos del alcohol.

Agentes de la DIGESETT activarán los puntos de revisión de alcoholemia en los que evaluarán a los conductores para determinar si manejan bajo los efectos del alcohol con la finalidad de evitar que más personas resulten lesionadas o pierdan la vida por ir al volante en condiciones inapropiadas.

La directora ejecutiva del INTRANT, Claudia Franchesca De los Santos, dijo que en esta fase de la operación de los puntos de revisión, no se aplicará sanción hasta tanto la ciudadanía tome conciencia de lo peligroso que es conducir bajo los efectos del alcohol, sin embargo, el proceso será realizado tal y como lo establece la Ley 63-17 de Movilidad, Transporte Terrestre, Tránsito y Seguridad Vial de la República Dominicana.

En tanto que el general Ernesto Rodríguez García, director de la DIGESETT, dijo que se considerará ilegal conducir un vehiculo de motor bajo los efectos del alcohol y recordó que el grado de alcoholemia en los vehículos de transporte público de pasajeros y de carga en cualquier de sus modalidades debe ser cero.

Para dichas activaciones el INTRANT entregó a DIGESETT ocho alcoholímetros evidenciales y 32 de tamizaje, así como todos los elementos que conllevan estos puntos de revisión, como chalecos, conos, luces reflectoras, reductores de velocidad, carpas, planta eléctrica, cámaras corporales, entre otros, recibidos como donación de la IARD y la Industria Licorera Regional y Local.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), en países de ingresos bajos y medianos, entre el 33% y 69% de los conductores que sufrieron lesiones mortales y entre el 8% y 29% de los conductores que sufrieron traumatismos no mortales, habían consumido niveles de alcohol prohibidos por la ley antes del incidente.

El protocolo de ejecución contempla la intervención del Ministerio de Salud Pública, institución que juega un rol relevante respecto a los ciudadanos que resulten positivo en alcohol de manera reincidente.

La ley 63-17 de Movilidad, Transporte Terrestre, Tránsito y Seguridad Vial, establece en sus artículos 256 y 261 que: “Se prohíbe a los conductores de vehículos ingerir bebidas alcohólicas mientras transitan por las vías públicas o conducir en estado de embriaguez” y que “los agentes de la Digesett podrán realizar esta prueba a peatones y a conductores, de manera aleatoria, así como cuando el ciudadano muestre indicios de estar bajo los efectos del alcohol”.

De los Santos agrego que para llevar a cabo la implementación de los puestos de revisión, el INTRANT conjuntamente con la DIGESETT desde el 2017 han agotado un arduo proceso de entrenamiento y capacitación técnica y metodológica, de la mano del Instituto de las Naciones Unidas para la Formación Profesional y la Investigación (UNITAR), la IARD y el Centro Internacional de Formación de Autoridades y Líderes (CIFAL).