De héroes, heroínas y medallas - El Día Columnas

De héroes, heroínas y medallas

De héroes, heroínas y medallas

La memoria adolorida es apenas una sombra, lo guarda todo y aguarda los mejores designios…
En la historia de un país, con varias dictaduras encimas, contra las cuales han luchado millares de personas, conocidos o anónimo, comenzar a reconocer de modo oficial, por esos valores y arrojos, podría ser muy complicado, delicado, engorroso…
 
Existe una larga tradición de la visión crítica francesa, territorio preñado de héroes. heroínas y mártires, sobre el criterio de los héroes, hay un protocolo muy rígido para esas ocasiones y los franceses cuya historia está llena de batallas y conquistas, de intrépidos abusadores colonialistas que pasan por héroes, país repleto también de panteones y altos honores póstumos, allí hay una recia cultura crítica sobre estas efemérides manejadas, según el historiador favorecido por el poder de turno y el criterio o preferencia histórica, según las lecturas históricas de los propios presidente de turno… Francois Miterrand
 
A esos avatares, obedece la frase de Charle Baudelaire, sobre el derecho que da el condecorado al Estado y al príncipe, materia de juicio diverso, para que o ilustre y lo juzgue.
 
En la República Dominicana, solo habría que averiguar en la bitácora de las condecoraciones, como antes las manejaron los dictadores e historiadores lambones de turno…
 
Dicho esto, no quiero que ahora se desate una reyerta, si es de altura bien, sobre aquellos fusiladores etc. que aún aparecen como » héroes», en nuestra historia y nos lo tragamos aún o lo que es peor: lo damos a las nuevas generaciones como un aperitivo – anti digestivo, para que sepan cómo va el bochorno infame que le tocará vivir, en su paisito de turno…
El actual Gobierno plagado de las mejores intenciones, ha inaugurado un nuevo ciclo cuya racionalidad y credibilidad creo debiese estar sustentada en los siguientes puntos.
* PROYECTO Y BÚSQUEDA DE LA MEMORIA HISTÓRICA DOMINICANA 1959-2021.
* ASESORES DEL PROYECTO:
 ACADEMIA DE HISTORIA DOMINICANA Y ARCHIVO GENERAL DE LA NACIÓN.
De modo humilde yo lo concibo de ese modo y algo mucho mejor se puede cosechar.
 
Mi advertencia, no deja de valorar lo que se inició en el palacio la tarde del pasado 11 de enero.
 
Hago constar que el acto como tal estuvo bien, las personas seleccionadas, para una primera entrega también, el factor sorpresa también agradó.
 
Ana Josefina Padilla, Rafael Pérez Modesto, Rafael Antonio – Cocuyo Báez – Pérez., Rafael – Fafa – Taveras Rosario. Fidelio Arturo Despradrel Roque y Víctor Manuel – Manolin  Báez – González
 
Cuidado el tema de género, y el de las corrientes políticas de quienes fueron condecorados, cuando se leen las intenciones del efecto buscado creo que a  nadie le puede caber duda alguna, de que el resultado ha sido de aceptación general y ha mostrado la vena sensible de un gobierno que ha puesto las condecoraciones al nivel requerido: los condecorados y la condecorada, están incrustados en sus vidas personales, con polémicas o sin ellas, en el contexto humano correcto para ser merecedores de esa acción, valga la redundancia : por sus acciones en el plano del hecho político de su tiempo.
 
Sin embargo, acciones positivas como estas, en mi criterio, debiesen estar sujetas a un proyecto que vincule a instituciones como las arriba señaladas, para que la fuerza moral del primer acto sea reforzada con la visión larga cuyo valor histórico en el tiempo, tenga la trascendencia debida.
 
No me conformo con el primer paso, es grandioso, pero a eso hay que buscarle una sustentación vinculada con la historia del país… (Ofrecí una solución párrafos más arriba)
Acciones como estas, no pueden ni deben ser caprichos de Estado, recuerdo fortuito, golpe de opinión y otras estrategias del mercado del poder…
 
En un país donde la mayoría de las condecoraciones tienen perfiles utilitarios y son una burla a la conciencia nacional, un proyecto de memoria histórica pondría muchas conciencias olvidadas, en el lugar que les corresponde hace añales.
 
Celebremos la acción del Gobierno, indicándole que ha atravesado, con el acto hermoso de esas condecoraciones, el misterioso umbral de un país con memoria adolorida, donde miles anónimos
alguna vez, también serán recogido en esa insigne memoria de los nuevos condecorados…( CFE )
 
NOTA:
 
La Orden al Mérito de Duarte, Sánchez y Mella es la principal distinción concedida por el Gobierno de la República Dominicana. Fue establecida el 24 de febrero de 1931 como la Orden al Mérito Juan Pablo Duarte y se le cambió el nombre el 9 de septiembre de 1954. El Jefe del Gobierno confiere la condecoración a civiles y militares por servicios distinguidos.
 


Avatar

Carlos Francisco Elías