David Ortiz en el Quisqueya: «Que viva papá Dios, que viva la República Dominicana»

SANTO DOMINGO.- El expelotero de Grandes Ligas David Ortiz acudió esta tarde al Estadio Quisqueya, donde participó en el Juego de Leyendas, primer evento público al que asiste en el país, luego del atentado que sufrió el pasado 9 de junio.

El Big Papi,  quien pisó suelo dominicano por primera vez, tras permanecer  seis meses en Estados Unidos luego de que recibiera un disparo cuando compartía con amigos en un centro de diversión de Santo Domingo Este,  dio gracias a Dios y a todas las personas que lo apoyaron tras el atentado.

«Mi gente dominicana y de muchos países en oración para mi pronta recuperación,  gracias a ustedes por eso estamos aquí», expresó.

Agradeció a sus colegas, jugadores de Grandes Ligas, que durante su proceso de salud le apoyaron.  «Saben que somos una familia los quiero mucho”, dijo.

Se definió como un fiel seguidor de apoyar a los niños y ayudar a su desarrollo, por lo que abogó para que este tipo de actividades sean más continuas.

“La niñez dominicana necesita avanzar, es el futuro de nosotros  y yo entiendo que Dios nos usa como instrumento para poder ayudar al prójimo, a esos niños que lo necesitan aquí ando con los niños de mi fundación, niños que le hemos operado su corazón, que tienen una vida normal y eso es algo  que me llena de mucho regocijo y orgullo”.

“Que viva papá Dios y que viva la República Dominicana”, terminó Ortiz.

-- publicidad --