Como en todo, Covid-19 hace estragos en trasplantes de órganos

302

Santo Domingo.- Este 6 de junio se celebra el Día Mundial de los Pacientes Trasplantados, fecha promovida por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Nacional de Trasplantes (ONT).

Esta conmemoración tiene como objetivo fomentar una cultura de donación de órganos en la ciudadanía y así brindar una nueva oportunidad de vida a pacientes cuya única alternativa es un trasplante de órganos.

Existen distintos órganos que pueden ser donados, según la OMS, pero los riñones son los órganos con más demanda.

En Latinoamérica, de acuerdo con el Registro Latinoamericano de Trasplantes, las tasas de donación de órganos por habitantes son muy bajas.

Las cifras de trasplantes en el mundo iba en ascenso en el 2019, según lo que se desprende de los últimos datos recogidos por el Registro Mundial de Trasplantes, que gestiona la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) desde hace 14 años, en colaboración con la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El informe detalla que los procedimientos se elevaron a más de 139 mil en todo el mundo en el último año, cifra  que supone un aumento del 2,3 por ciento respecto al año 2018, con más 135 mil trasplantes.

En el 2019 República Dominicana logró ocupar el lugar 65 de los países con más procedimientos realizados, con un aproximado de cien trasplantes, según detalla el doctor Fernando Morales, director del Instituto Nacional de Coordinación de Trasplante (INCORT), en entrevista para Resumen de Salud.

En la República Dominicana, desde que se comenzaron a contabilizar positivos al Covid-19, se suspendieron los procedimientos a totalidad “no había condiciones de seguridad para que nosotros pudiéramos estar trasplantando”, dijo Morales, en entrevista publicada en el portal www.resumendesalud.net, especializado en difusión de informaciones médicas.

En el INCORT a fecha, el país tiene una lista de espera de 230 pacientes renales.

“Debido a las circunstancias especiales que genera esta enfermedad del Covid-19,  muchos de estos pacientes no han podido actualizar sus analíticas e imágenes, lo que nos llevaría que puedan realizarlo en los próximos meses para mantenerse disponibles ante cualquier llamado ante una eventual donación”, expresó.

España, a pesar de ser uno de los países más afectados por el nuevo coronavirus, sigue liderando a nivel mundial en donaciones y trasplantes tras 28 años consecutivos.

Sin embargo, como en todos los aspectos, el Covid-19 también afectó esta dinámica, pues según un estudio publicado en la revista médica The Lancet, los trasplantes de órganos cayeron bruscamente durante la pandemia de coronavirus.

La investigación que combinó datos de obtención de órganos de agencias federales en Estados Unidos y Francia, revela que a principios de abril, la cantidad de trasplantes de órganos de donantes fallecidos disminuyó en un 51,1 por ciento en Estados Unidos y en un 90,6 por ciento en Francia en comparación con el mes anterior.

Según la OMS, en el mundo se estima que más de 250 mil personas se encuentran actualmente en lista de espera para recibir todo tipo de órganos.

Según la Organización Nacional de Trasplantes (ONT)  desde el 13 de marzo al 21 de mayo, en ese país, se han llevado a cabo 274 trasplantes de órganos a partir de 127 donantes por órganos, en este periodo se han alcanzado los 148 trasplantes renales, 77 hepáticos, 34 cardiacos, 11 pulmonares y tres de páncreas-riñón y uno de hígado-riñón.

Pero, ¿A qué se debe el éxito de España en este sentido? Según la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) y varios de sus colaboradores, la designación de los profesionales adecuados, la mayoría médicos de cuidados intensivos, para gestionar la donación inmediata en el momento en que muere el paciente que cede sus órganos, es una de las claves fundamentales.

A esto se suma un programa de identificación de potenciales donantes, no solo en las unidades de cuidados intensivos, sino en los departamentos de urgencias de los hospitales y entre los pacientes ingresados.

No discriminar a los posibles donantes por su edad, en España, uno de cada diez donantes tiene más de 80 años.

Su método contemplar la donación no solo en el caso de muerte cerebral, sino también en el de muerte circulatoria (es lo que se conoce como donación en asistolia, en la que la rapidez es vital, ya que cuando el corazón deja de bombear sangre, los órganos se deterioran velozmente).

Así, pueden obtenerse donaciones incluso de personas que acaban de fallecer por un ataque al corazón en plena calle.

Y por último, y con igual grado de importancia contar con una población concienciada.

La tendencia creciente que ha experimentado España en el campo de la donación y el trasplante en los últimos años continuó en el primer semestre de 2019.

Los datos de la ONT relativos a los 6 primeros meses de 2019 reflejan un aumento del 3,6 por ciento en el número de donantes.

Según los datos de la OMS, más de 1.500.000 personas viven con un órgano trasplantado en todo el mundo.

-- publicidad --