Secretario de la OEA: “En una isla nunca hay dos países ”

Luis Almagro considera que el territorio ocupado por dominicanos y haitianos debe ser uno

6 nacionales 17_1,p01





Santo Domingo.-Todo parece indicar que el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, tiene una posición marcada sobre el tema de la migración en la República Dominicana.

En una entrevista que le hicieran esta semana en la cadena CNN, Almagro dijo categóricamente que en una isla no puede haber dos naciones, haciendo referencia al territorio ocupado por los dominicanos y los haitianos.

“Es una isla, realmente cuando hay una isla no hay dos países, hay un solo país, aunque sea una isla grande como Australia. Esto es una isla pequeña con dos países, con realidades sociales, económicas y política muy diferentes”, expresó el secretario de la OEA el pasado miércoles.

Descendientes de haitianos

Sostuvo que en el país existe otra realidad que tiene que ver con descendientes de haitianos que han nacido en la República Dominicana, aparte de los que han venido emigrando.

“Tenemos que atender variables que permitan a las partes tener un acuerdo para trabajar conjuntamente cómo va a ser esa migración y el regreso a su país de origen.

Esos son los temas esencialmente jurídicos y políticos que los países deben abordar con soluciones económicas, con soluciones que hoy son muy urgentes, porque la migración asistida, como le llama República Dominicana, o deportación, como le llama Haití, de cualquier forma está afectando la vida de miles de personas y esas miles de personas merecen mejores condiciones de vida y ser respetados en cada uno de sus derechos, económicos, sociales, políticos, civiles y culturales. Y ese es el tema a atacar en estos momentos”, apuntó Almagro.

Avanzar en el problema

Refirió que se debe avanzar en lograr una solución definitiva a este problema.

“La solución definitiva implica que ambas partes acuerden variables fundamentales para atender el tema de la migración”, precisó el diplomático.

El máximo representante del organismo regional dijo que los temas de migración generalmente no se detienen en el país donde se recibe a los la migrantes, sino que la manera más efectiva de detenerla es en el país de donde surge, por lo que “las mejores condiciones que podemos crear en Haití van a ser muy importantes en ese plano”.

Hizo referencia a la comisión de la OEA que visitó los dos países de la isla, precisando que en los próximos días se ofrecerá el informe de las conclusiones obtenidas sobre el Plan de Regulación llevado a cabo por el Gobierno dominicano y sostuvo que antes de terminar su informe quiere tener una reunión conjunta con los dos países.

“Tenemos que juntar ambas partes, confrontar un poco las ideas y encaminar un cronograma para solucionar esto”, señaló.

Reconoce medidas

Almagro reconoce que en el país hay un registro de 300 mil haitianos y que se ha implementado medidas para su documentación y además se han extendido plazos y se han creado condiciones.

“Creemos que se han dado pasos muy importantes desde el comienzo en la cumbre de la Celac en La Habana, desde ahí hasta ahora se ha avanzado mucho”, indicó.

El mes pasado Almagro dijo durante una audiencia del Consejo Permanente de la OEA, en la que participó el canciller dominicano Andrés Navarro, que “el panorama migratorio es preocupante y la situación se ha ido deteriorando con el pasar de los días”.

Navarro salió en defensa negando que se hayan producido deportaciones de haitianos o que se haya despojado a personas de su ciudadanía tras el proceso de regularización de los extranjeros.

Desacuerdo con la comisión de la OEA

Desde que se anunció que una comisión de la OEA visitaría el país para conocer del proceso migratorio que implementa el Gobierno dominicano, diversos sectores y personalidades han expresado desacuerdo con que ese organismo opine o intervenga en los asuntos internos del país.

Otros consideran que la comisión encabezada por el secretario de Asuntos Políticos de la entidad, el mexicano Francisco Guerrero, llegó al país con un informe prejuiciado en contra de la República Dominicana.

El Gobierno ha defendido el Plan de Regularización en foros internacionales, informando su dimensión y reiterando que todavía no ha implementado el capítulo de deportaciones de extranjeros que no lograron acogerse al programa.

Noticias Relacionadas

Publicidad
Publicidad