Víctima despertó a vecinos pidiendo ayuda por su vida

0
79
Familiares y vecinos de Gladis Elizabeth Alvarado aseguran estar sorprendidos con la tragedia. elieser tapia

SANTO DOMINGO.-“Ella me pidió auxilio y yo no pude hacer nada. Ay Dios mío”, repetía entre llantos una y otra vez Carolina Cabrera, hijastra de Gladis Elizabeth Alvarado, de 47 años, ultimada de varias puñaladas por su expareja en el sector Villa Blanca Primera, Sabana Perdida, municipio Santo Domingo Norte.

Los gritos desesperados de la mujer sorprendieron a los vecinos en horas de la madrugada, mientras era atacada por Manuel Montero Ogando, de 53, quien le propinó 24 estocadas y posteriormente intentó suicidarse provocándose siete heridas con el mismo cuchillo.

Cabrera explicó que Alvarado, quien deja tres hijos de 25, 19 y 17 años procreados en una pareja anterior, decidió terminar la relación que desde hace un año mantenía con Montero Ogando, sin embargo, este se negaba y le pedía constantemente retomarla.

Alvarado fue descrita como una persona tranquila.
Alvarado fue descrita como una persona tranquila.

Agregó que el homicida se presentó a la residencia de su víctima el pasado viernes luego de que esta le solicitara retirar ropa que mantenía allí.

Gladis Elizabeth Alvarado fue declarada muerta a las 7:00 a. m., cuando era atendida por los médicos del Hospital Traumatológico Dr. Ney Arias Lora, trasladada junto a su victimario por unidades del Sistema Nacional de Atención a Emergencias y Seguridad 9-1-1.

En tanto, Manuel Montero Ogando fue intervenido quirúrgicamente y su condición es estable, mientras permanece bajo custodia de la Policía.

Familiares de la occisa dijeron estar sorprendidos con el hecho, asegurando que el homicida nunca mostró una conducta violenta.

Epidemia

A pesar de los esfuerzos de las autoridades por reducir los feminicidios, los mismos se han convertido en una epidemia, sumando tres en las últimas 72 horas.

La Procuraduría General de la República reveló que en lo que va de año se han registrado 63 feminicidios, de los cuales solo ocho presentaron querellas formales contra sus agresores.

El pasado viernes Fátima Guzmán, exaspirante a la Alcaldía por el distrito municipal La Guáyiga por el PLD, fue asesinada por su pareja mientras dormía.

Guzmán, de 40 años, recibió tres disparos por parte de Humberto Martínez, quien luego intentó suicidarse de un disparo en la boca. Sobrevivió, pero en un centro de salud, y su estado es delicado.

Mientras que el sábado otra mujer fue asesinada a puñaladas por su pareja, que luego intentó suicidarse en el sector Pueblo Nuevo, de Los Alcarrizos.

Leonidas Mueses, de 39 años de edad, falleció a consecuencia de 11 puñaladas que le propinó Salvador Tapia, un bombero pensionado con edad aproximada de 60 años.

El victimario intentó suicidarse con siete estocadas, por lo que fue ingresado en el hospital Vinicio Calventi, en Los Alcarrizos, presentando signos vitales estables, pero en condición de suma gravedad, según certificó el director del centro, José Aponte.

Feminicidios

— Estadísticas
Según la Procuraduría General de República, los casos de feminicidios mantienen una tendencia hacia la baja en un 25%, como resultado del impacto de las acciones del Plan Nacional Contra la Violencia de Género.

-- publicidad --