Viernes, 22 de marzo, 2019 | 8:28 am

Uso de tecnología en las primarias dejaría en el pasado el voto manual

Método. De implementar sufragio automatizado en próximos comicios, el país entraría a reducido grupo de naciones que utilizan esa modalidad. Pasos. Proceso de automatización inició en 2008.

info-voto-electronico


SANTO DOMINGO.-Desde el año 2008 la República Dominicana ha venido avanzando en la automatización de los procesos electorales, con la implementación de la tecnología en los comicios, lo que inició con el escaneo y la transmisión electrónica de actas desde los recintos de votación.

Esa tecnología también fue utilizada en las elecciones de 2010 y 2012, mientras que para el año 2016 se dio un paso más de avance cuando la Junta Central Electoral anunció la aplicación del conteo electrónico.

Para esas elecciones la JCE realizó una licitación para la adquisición de equipos electrónicos, que ganó la empresa Indra, que fueron instalados en los centros de votación.

Se trató de 16,000 unidades adquiridas como parte de la infraestructura tecnológica que funcionaría en cada colegio electoral para los comicios del 15 de mayo de ese año.

Se incorporó por primera vez la verificación el votante y el escrutinio de las actas de manera electrónica. Previamente, la Junta había dotado al país de una cédula que contiene toda la información del ciudadano en un código de barras.

Con ese esquema se pretendía eliminar el descuadre de las actas y el conteo del voto preferencial de los diputados.
Ya para el proceso de 2008 se había implementado la transmisión de los datos desde los centros de votación al centro de cómputos de la Junta Central Electoral por medios de escáneres, los cuales se usan desde ese momento, pese a la resistencia inicial por parte de los partidos políticos.

Datos biométricos

El proceso de captura de datos biométricos en el país es fundamental en la implementación del voto electrónico, y se inició en el año 2010.

Esa jornada de captación de datos también incluyó a los privados de libertad en los diferentes recintos penales del país, con lo que se combatían también los casos de doble cedulación.

Ese sistema se ha convertido en un auxiliar de la Justicia para identificar personas vinculadas a acciones criminales..

Para el año 2016 la Junta tenía en sus archivos tecnológicos los datos biométricos de más de 7 millones de cedulados, que aportaron sus huellas dactilares, faciales y otras informaciones importantes de nacionales y extranjeros que residen legalmente en la República Dominicana.

Primarias automatizadas

A pesar de que para los comicios de 2016 se presentaron algunos inconvenientes con los equipos, eso no fue una limitante para que la Junta Central Electoral y los 5 partidos que realizarán primarias abiertas y simultáneas se pusieran de acuerdo para que las mismas sean completamente automatizadas.

Con esta tecnología la República Dominicana estaría formando parte de un reducido grupo de países a nivel mundial que utilizan el voto electrónico, los cuales no llegan a diez.

Con la implementación de este método se reducirá al mínimo la presencia humana en los procesos de votación, dejando atrás el tener que marcar la tradicional boleta electoral de papel.

La Junta y los partidos de la Liberación Dominicana, Revolucionario Dominicano, Revolucionario Moderno, Alianza País y opción Democrática firmaron un acuerdo sobre el cual aceptaron utilizar el voto electrónico, cuyo software ha sido desarrollado por JCE, aunque los equipos sí deberán ser comprados.

De implementarse esa propuesta, ya se cerraría el ciclo de la automatización del sistema de votación dominicano y no sería necesaria la intervención de la mano humana.

¿Cómo funcionaría?

El sistema inicia con la verificación electrónica del votante, que puede hacerse a través de la toma de datos biométricos o por el escaneo de la cédula.

Luego el elector se trasladaría a una pantalla táctil en la cual puede podrá pulsar los candidatos de su elección en cada nivel, la computadora le estaría presentando las posibilidades, y al final, su voto queda registrado.

Al terminar el proceso el equipo puede hacer en cuestión de minutos el escrutinio total y transmitirlo al Centro de Cómputos de la Junta.

Solo que para apaciguar la desconfianza natural del dominicano, tras cada votante emitir su voto electrónico se le emitirá una especie de váucher (como el de las tarjetas de crédito) que depositará en una urna para la verificación. Ese último paso no tiene mayor función real para el escrutinio.

La Junta y los cinco partidos acordaron que ese sistema se utilizaría como proyecto piloto durante la celebración de las primarias simultáneas de octubre y que de obtener resultados favorables será usado en las elecciones nacionales de 2020, lo cual requiere discutirlo con los partidos reconocidos.

Voto automatizado es más económico

El experto informático Hiddekel Morrison señala que el costo de ese proceso de automatización es menor que el manual, ya que el voto tradicional tiene un costo de unos 500 millones de pesos solo para la impresión de boletas en cada proceso.

“Por lo tanto, a mediano y largo plazo es la mejor decisión, además de que hay dos elementos que tienen un valor social que el retorno social de la inversión”, señaló.

Morrison precisó que son diferentes la automatización y el voto electrónico, ya que el último es hacer digital el proceso completo del escrutinio y la automatización sustituye la boleta de papel por una virtual que permite al votante marcar con un dedo sus candidatos, y concluido el proceso, el sistema imprime un documento con el voto.