Lunes, 22 de abril, 2019 | 10:17 pm

Serie del Caribe: RD vence 5 por 3 a Panamá

El equipo dominicano celebra tras su triunfo sobre Panamá.
El equipo dominicano celebra tras su triunfo sobre Panamá.


PANAMÁ. — República Dominicana quedó dependiendo de las estadísticas y más que nada de una mano de Puerto Rico, para alcanzar la final de la Serie del Caribe de béisbol.

Pese a vencer a Panamá 5-3 con una faena altamente productiva de su receptor Wilkin Castillo y un buen relevo del panameño Paolo Espino, Dominicana y sus Estrellas Orientales tendrán que esperar un día más para saber si avanzan o no a la final del domingo.

Resulta que el equipo dominicano cerró su primera ronda con marca de 3-1 en el Grupo B, pero Panamá, con los Toros de Herrera, quedó con 2-1 y con un partido pendiente ante el eliminado Puerto Rico (0-3) para el sábado. De ganar ese duelo, los panameños empatarían con los quisqueyanos.

La Confederación de Béisbol Profesional del Caribe estableció que de darse este tipo de paridad se tomará en cuenta el promedio de carreras, en que extraoficialmente están igualados, y otras estadísticas aún por determinar.

Sin embargo, Dominicana pasaría automáticamente a la final si Puerto Rico, con los Cangrejeros de Santurce, derrotan a Panamá. Así de sencillo.

“Esto no se acaba, hasta que no termina (la ronda de grupos el sábado)”, admitió el piloto de las Estrellas Orientales, el ex grandes ligas Fernando Tatis. Enseguida, Venezuela (2-0) se medía contra México (1-2) en partido por el Grupo A. Venezuela, que disputa el torneo con los Cardenales de Lara, asegurarán su pase a la final si derrotan a México y sus Charros de Jalisco. Cuba (1-2) descansaba.

Panamá partió por delante desde el mismo primer episodio con una carrera de Gerald Chin y sumó la segunda en la cuarta con un jonrón solitario del nicaragüense Elmer Reyes.

Dominicana descontó en la baja de ese capítulo con un doble de Castillo, que impulsó, con dos afuera, a Emilio Gustave.

En el sexto, Dominicana volteó la pizarra gracias al encendido Castillo, que con un doble barrió las bases congestionadas ante el relevista derecho Severino González, cuya segunda salida errática en la serie echó por tierra la buena salida del izquierdo nicaragüense Carlos Teller, quien soñaba en convertirse en el primer abridor nicaragüense en apuntarse el primer triunfo en la historia de la Serie del Caribe y que limitó a los dominicanos a un carrera antes de ser relevado tras sacar cinco episodios y un tercio.

Al final, los dos corredores que dejó en base con uno afuera y que pasaron la registradora con el doble de Castillo, se la cargaron a la cuenta del nicaragüense. Teller (0-1) perdió el partido.

Espino, oriundo de Panamá y quien fue uno de los refuerzos de las Estrellas Orientales, se adjudicó la victoria al cubrir tres entradas y un tercio, en que permitió solamente dos hits y una carrera.

“El pitcheo, en combinación de un bateo oportuno de Wilkin Castillo”, fueron las claves del resultado, señaló Tatis. “(Estoy) muy sorprendido con lo que han hecho los muchachos, especialmente Paolo Espino”.

El triunfo, sin embargo, deja la tarea a medias. Y tomando en cuenta que un eventual empate al final se dilucidaría, entre otras estipulaciones del torneo, con promedio de carreras limpias anotadas, la de Rodrigo Vigil a sencillo del panameño Allen Córdoba en la parte alta del octavo que dejó la pizarra en 5-3, le pesará a los dominicanos en el caso que Panamá gane el sábado.