Señales para detectar un problema de corazón

Señales para detectar un problema de corazón

Señales para detectar  un problema de corazón

Según la Organización Mundial de la Salud, las enfermedades cardiovasculares provocan 1,9 millones de muertes al año. El corazón funciona como una bomba que impulsa la sangre hacia los órganos, tejidos y células del organismo. Esta sangre, que es bombeada por el corazón, suministra oxígeno y nutrientes a todas las partes del cuerpo, transportados a través de los vasos sanguíneos, las arterias y venas.

Es por ello que, el correcto funcionamiento de este órgano es fundamental para garantizar la vida del ser humano. Su cuidado, a través de un buen estilo de vida, es muy importante para prevenir o retrasar la aparición de algún problema. “La mayoría de enfermedades cardíacas, suelen ser silenciosas y sus síntomas se disfrazan de molestias comunes del día a día. Un mareo, dolor de piernas, problemas digestivos, pueden ser señales de que algo malo está pasando en nuestro corazón y requiere de nuestra atención cuando suelen ser recurrentes.”, recomienda Estefanía Arias, Doctora de Medicity.

En el contexto del Día Mundial del Corazón que se celebra en el mes de septiembre, la experta de Medicity comparte a continuación, algunas señales importantes para detectar problemas de corazón y tratarlos a tiempo.

● Falta de aire: Cuando el corazón no bombea las cantidades necesarias que el cuerpo requiere la sangre se regresa a las venas que van de los pulmones al corazón, esta sale hacia los pulmones y causa dificultad para respirar, lo que se conoce como insuficiencia cardíaca. La dificultad para respirar puede estar presente al momento de realizar actividades físicas, al descansar o al estar dormido, ya que en estos escenarios el corazón debe trabajar el doble para redistribuir de manera correcta el oxígeno.

● Fatiga, aturdimiento y mareo: Si al realizar pequeños esfuerzos físicos o en el día a día presenta episodios de cansancio extremo, mareos o se siente aturdido, pueden ser síntomas de un mal funcionamiento del corazón. Este es un músculo que debe responder a los estímulos del cuerpo, los esfuerzos físicos requieren que el corazón bombee más oxígeno a los órganos y en el caso de presentar estos síntomas significa que el corazón no está latiendo de manera correcta, ocasionando que el líquido y la presión puedan acumularse en los pulmones, el abdomen y las extremidades inferiores.

● Dolor e hinchazón de extremidades: Cuando el corazón no funciona correctamente, la circulación se vuelve lenta y más pesada en el cuerpo, más aún donde se encuentran las válvulas que se encargan de subir la sangre de vuelta al corazón como en las piernas, tobillos o pies. Al momento que la sangre no puede retornar al corazón se generan dolores e hinchazón en las extremidades, si bien, estos síntomas pueden ser generados por otras enfermedades es importante acudir a un especialista para realizar los exámenes respectivos con el fin de descartar enfermedades cardíacas.

● Ritmo cardíaco irregular: Un mal funcionamiento del corazón puede desarrollar arritmia, enfermedad que se caracteriza por ocasionar latidos fuertes y repentinos, aumentando las posibilidades de sufrir un paro cardíaco. Los fuertes latidos pueden generar dolor o punzadas en el pecho, ocasionando que la sangre no fluya de manera correcta. Los problemas del ritmo cardíaco ocurren cuando los impulsos eléctricos que coordinan los latidos del corazón no funcionan adecuadamente y al no ser tratadas pueden generar daños en el corazón, el cerebro u otros órganos.

● Problemas digestivos: Según explica la especialista de Medicity, otro de los síntomas que indican que el corazón no funciona bien, está relacionado al estómago, siendo un órgano que se inflama con regularidad frente a problemas cardíacos. Presentar náuseas, vómitos o una indigestión repentina mientras se mantiene la misma dieta, podría ser síntoma de que algo en el corazón no está bien. Si de manera frecuente se presentan estos cuadros, es recomendable acudir a un especialista de manera inmediata.

Hábitos para prevenir enfermedades cardíacas
● Mantenerse hidratado

● Evitar el consumo de tabaco

● Limitar la ingesta de sal

● Llevar una correcta alimentación

● Realizar actividad física

● Tener espacios de desconexión para evitar el estrés

● Descansar y dormir bien

Además, es importante estar atento a cualquier síntoma que pueda indicar la presencia de una enfermedad cardíaca con el fin de recibir un diagnóstico acertado y, en caso de tener algún problema, realizar el tratamiento más idóneo para evitar complicaciones. Si bien algunos de los síntomas mencionados pueden ser comunes, es necesario estar alerta si es que se presentan de manera recurrente. “Una buena manera de evitar las enfermedades cardíacas, es llevando un estilo de vida sano que facilite la circulación, la salud de las arterias y el correcto funcionamiento del corazón. Las señales mencionadas no implican, necesariamente, que padezca una enfermedad del corazón; por lo que es mejor acudir a un médico especialista que evalúe la situación y sea el encargado de determinar el diagnóstico.”, explica Estefanía Arias, Doctora de Medicity.



Noticias Relacionadas