Religiosos deploran extender venta de bebidas alcohólicas

Religiosos deploran extender venta de bebidas alcohólicas

Religiosos deploran  extender venta de  bebidas alcohólicas

Especialmente en esta época la decisión puede traer excesos que se traducen en tragedias.

Santo Domingo.-De “populista y vergonzosa”, y como una medida fuera de lugar fue calificada por religiosos católicos y del Consejo Dominicano de Unidad Evangélica, la decisión de extender el horario de servicio y venta de bebidas alcohólicas en el país en los centros de diversión nocturnos.

Los párrocos José Luis Hernández y Gregorio Alegría, de las iglesias San Pablo Apóstol, de Cristo Rey, y la San Francisco de Asís, de La Nueva Barquita, al igual que el pastor Feliciano Lacen, presidente del CODUE, coincidieron en que en esta temperada lo que debe primar es la prudencia.

La medida del Ministerio de Interior y Policía, en coordinación con Turismo, sobre la venta de alcohol anunciada justo en la Semana Mayor, y aunque se prohibió al igual que las fiestas el Viernes Santo, se trata de una iniciativa “populista y que hace de algunos funcionarios ridículos”, según Hernández.

El el párroco alegó que este es tiempo de recogimiento, no para fomentar el libertinaje que se da en la mayoría de los casos, cuando la gente pierde la razón y el instinto salvaje. “Este es un país esencialmente de raíces cristianas y esta fecha es para respetarla”, dijo Hernández.

Para el padre Alegría, en todo debe haber un límite y no solo porque estar en Semana Santa se debe tener prudencia con la comercialización del alcohol, sino porque se está en una sociedad violenta, que no respeta personas, ni espacios ni situaciones.

“Aquí lo que se debe es pensar en invertir más en educación, vigilancia, la austeridad, que es necesario y que la gente tenga más moderación. La bebida lleva a las personas a los excesos, velocidad en el tránsito en carreteras, entonces eso es lo que hay que vigilar; no en permitir el horario que se prestan para los excesos y violencia”, dijo Alegría.

Acercamiento a Dios

— Posición CODUE
Para Lacen, la medida no contribuye al momento que vive el mundo y las familias donde todo el esfuerzo institucional y social debe ser de austeridad y ahorro. “Igual hablamos de Semana Santa, tiempo de acercarse a Dios”.

Al flexibilizar horario se contradice prudencia

Actividades. Para el padre Kennedy Rodríguez, encargado Comunicación de la Arquidiócesis de Santo Domingo, la medida esta fuera de lugar porque la Semana Mayor es para la reflexión, estar y en familia.

“Todas estas bebentinas son contrarias a la prudencia y a meditar sobre la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo”, dijo Rodríguez, que instó a meditar y replantear el rumbo que lleva la familia.

Desde hoy el nuevo horario para los bares, restaurantes, discotecas, clubes, centros de eventos, piano bar y casinos será de domingos a jueves hasta las 2:00 a.m. del día siguiente, y los viernes y sábados hasta las 3:00 a.m. del día siguiente.



Noticias Relacionadas