Domingo, 15 de septiembre, 2019 | 1:45 pm

Putin ordena a Rusia responder tras prueba de misil de EEUU

El presidente Vladimir Putin.
El presidente Vladimir Putin.


MOSCÚ, Rusia. — El presidente ruso Vladimir Putin ordenó el viernes a su ejército trabajar en una respuesta equivalente a la reciente prueba estadounidense de un misil que estuvo prohibida bajo un tratado de armas nucleares actualmente suspendido.

En la prueba del domingo, un cohete teledirigido Tomahawk de la Armada de Estados Unidos —que es la versión modificada para lanzamiento desde tierra— impactó su objetivo a más de 500 kilómetros (310 millas) de distancia.

La prueba se realizó después de que Estados Unidos y Rusia se retiraran del Tratado sobre Fuerzas Nucleares de Alcance Intermedio (INF, por sus siglas en inglés).

Estados Unidos dijo que se retiró del tratado por las violaciones al mismo de parte de Rusia, una afirmación que Moscú niega.

El viernes, Putin acusó a Estados Unidos de haber librado una “campaña propagandística“ al acusar a Rusia de violaciones al pacto para “liberarse las manos y desplegar los misiles previamente prohibidos en diferentes partes del mundo“.

Ordenó al ministerio de Defensa y otras agencias a “tomar medidas integrales para preparar una respuesta simétrica“. El mandatario ruso informó que la prueba del domingo se realizó desde un lanzador similar a los desplegados en el sitio de misiles estadounidenses en Rumania.

Argumentó que la instalación rumana y un sitio posiblemente similar en Polonia también podrían ser equipados con misiles con la intención de impactar objetivos terrestres en lugar de cohetes interceptores.

Putin había prometido que Rusia no desplegaría misiles previamente prohibidos bajo el acuerdo INF antes de que Estados Unidos lo hiciera primero, pero informó el viernes que el uso de un lanzador universal significa que es posible que Estados Unidos pueda recurrir a un despliegue encubierto.

“¿Cómo sabríamos que serán desplegados en Rumania y Polonia sistemas de defensa con misiles o sistemas de ataque con misiles con un alcance significativo?“, preguntó Putin.

Desde hace mucho Rusia acusa que Estados Unidos podría utilizar lanzadores cargados con misiles interceptores de defensa para disparar misiles tierra-tierra. Putin dijo que la prueba del domingo demostró que las negaciones de Estados Unidos fueron falsas. “Ahora es indiscutible“, dijo el líder ruso.