Pakistán, la alternativa por tierra y aire para la evacuación de Kabul

Pakistán, la alternativa por tierra y aire para la evacuación de Kabul

Pakistán ofrece su cooperación a todas las legaciones (diplomáticas) extranjeras, a las organizaciones y medios de comunicación internacionales para trasladar temporalmente o repatriar a su personal.

Islamabad.- Unas 22.400 personas han sido evacuadas de Kabul en los últimos días a través de Pakistán, lo que convierte al país asiático en una alternativa por tierra y aire para abandonar un caótico Afganistán en manos de los talibanes.

“Pakistán ofrece su cooperación a todas las legaciones (diplomáticas) extranjeras, a las organizaciones y medios de comunicación internacionales para trasladar temporalmente o repatriar a su personal”, este es el mantra que el ministro de Exteriores paquistaní, Shah Mahmood Qureshi, lleva repitiendo desde que Kabul cayó bajo control talibán el 15 de agosto.

Qureshi lleva varias jornadas hablando con homólogos de varios países de todo el mundo ante la necesidad de buscar alternativas para salir de una caótica Kabul, donde los talibanes se harán cargo del aeropuerto aparentemente a partir del 31 de agosto, la fecha límite fijada. Según el ministro de Información, Fawad Chaudhry, hasta ahora un total de 22.400 personas han salido de Afganistán a través de Pakistán, 22.000 de ellas extranjeras.

Del ese total, 3.400 han salido en aviones desde Kabul a Islamabad. Y otras 19.000 a través de los pasos fronterizos entre Pakistán y Afganistán.

Además, la embajada paquistaní en Kabul, una de las pocas que continúan operando, ha llevado a personas de embajadas europeas e instituciones internacionales hasta el aeropuerto, donde con la protección de los talibanes tienen acceso a la zona civil del aeródromo, para abordar allí aviones a Islamabad o algún otro país, aunque la mayoría parten de la zona militar controlada por Estados Unidos. Todo ello muestra la influencia de Pakistán sobre los talibanes, cuyos líderes se refugiaron en suelo paquistaní tras su derrota en 2001 con la invasión de EEUU, país que acusa a Islamabad de haber apoyado a los insurgentes.
“Gracias a Pakistán y al embajador Farooq por su increíble asistencia para llevar a cabo la operación de evacuación danesa para sacar a los daneses y afganos de Kabul”, afirmó en Twitter el ministro de exteriores danés, Jeppe Kofod.

Un agradecimiento similar realizó el embajador alemán en Islamabad, Bernhard Schlagheck, al igual que la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Kristalina Georgieva.

“Los esfuerzos de Pakistán al más alto nivel fueron absolutamente críticos para evacuar de forma segura y rápida al personal del FMI y a sus familias de Afganistán. Mis sentidas gracias a (el primer ministro) Imran Khan por su excepcional asistencia en estas difíciles circunstancias”, tuiteó Georgieva.

Los talibanes afirmaron este miércoles que permitirán la operación de vuelos comerciales en el país después de la fecha límite para las evacuaciones internacionales del 31 de agosto.

Pero ante las dudas de su promesa, la pregunta es si una vez llegado el 31 de agosto Pakistán continuará siendo una alternativa para salir del país. Las autoridades paquistaníes de momento no se han pronunciado en este sentido.



Avatar

EFE

Noticias Relacionadas