Lluvias torrenciales y de larga duración en la ciudad; volverá pasar

Lluvias torrenciales y de larga duración en la ciudad; volverá a pasar

Lluvias torrenciales y de larga duración en la ciudad; volverá a pasar

SANTO DOMINGO.-Sí, volverá a ocurrir. Nos referimos a las lluvias torrenciales que anegaron la ciudad de Santo Domingo en tan solo tres horas el pasado viernes.

Así lo afirman ambientalistas al analizar la situación actual de la ciudad, de la isla y del planeta.
“Estamos en un nuevo ciclo de eventos atmosféricos y de urgencia potenciados por el cambio climático”, dijo ayer Domingo Contreras.

La situación llama a preocupación pues la cantidad de agua que cayó en tan solo tres horas (70 milímetros), equivale al 18 % del total de precipitaciones provocados por la tormenta Olga, acaecida fuera de temporada el once de diciembre de 2007.

Tanto Olga como su predecesora en octubre de ese mismo año, Noel (905 milímetros), empezaron a evidenciar lo que podría tener que enfrentar recurrentemente el país a raíz del cambio climático.

Pérdida de capacidad
La razón del colapso de la ciudad en tan poco tiempo la ofrece el ambientalista Milton Martínez al explicar que si se elimina el bosque, la humedad que debe infiltrarse en el suelo y en el subsuelo, fluye superficialmente combinándose con el incremento de la radiación solar directa para incrementar netamente la evaporación.

“Disminuye la capacidad de absorción y se aumenta la evaporación lo que cambia el perfil del flujo de ríos, arroyos y cañadas. Muy pocos espacios dominicanos conservan la capacidad natural de resistir lluvias torrenciales y de mantener flujos continuos durante las sequías estacionales”, dijo Martínez.

A su vez, Contreras indicó que estaremos cada vez más expuestos a lluvias como las del viernes, porque el aumento de la temperatura genera mayor evaporación del agua de la superficie y que la materia prima de tormentas y ciclones es la humedad.

“Esto crea las condiciones para que haya un mayor volumen de condensación de agua movilizándose en las corrientes de agua y ese aumento de temperatura genera también situaciones que ya estamos viviendo, como el sargazo”, aseguró.

Al referirse de manera directa a la ciudad de Santo Domingo, Contreras afirmó que la misma se está tornando impermeable, ya que suele violar las normas de construcción que indican que solo se debe construir en una parte del terreno y reservar el restante para el servicio ecosistémico.

“Toda la tendencia del cambio climático alrededor global, son las emisiones sostenibles de bajas emisiones de carbono, tema de arbolado, infraestructura, etc. Aquí hay una oportunidad, pues ya estamos conscientes de nuestras deficiencias. Lo ideal es tener un plan de contingencia”, aseveró Contreras.

Asamblea ONU
El caos del pasado viernes coincidió con el inicio de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP 27), que se desarrolla en Egipto hasta el 18 de este mes y donde participa una delegación dominicana que representa a los países de la región.

A través de los Ministerios de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Relaciones Exteriores, Energía y Minas, Agricultura, y el Consejo Nacional para el Cambio Climático y Mecanismo de Desarrollo Limpio, el país se preparó para elevar su voz en el cónclave junto a una delegación de más entidades negociadoras para defender su posición.

El presidente de la COP27, Sameh Shoukry, afirmó que “treinta años y veintiséis COP después, ahora tenemos una comprensión mucho más clara del alcance de la posible crisis climática y lo que se debe hacer para abordarla de manera efectiva”.

Declaró que la ciencia muestra la urgencia con la que se debe actuar para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y tomar medidas para ayudar a los que necesitan apoyo para adaptarse a los impactos negativos del cambio climático.

Mientras que el Ministro de Medio Ambiente, Miguel Ceara Hatton, quien encabeza la delegación dominicana, señaló que fueron con la esperanza de que se pueda salir de la actividad con alguna vía de solución al problema.
“Como hemos dicho muchas veces, nosotros no hemos creado este problema, estamos afectados, aportamos muy poco al calentamiento global”, agregó.

Plan de acción
—1— Peligro latente
Informes señalan que la ansiedad ocasionada por el cambio climático ha incrementado en la población mundial, es decir, la gente es más consciente de lo que se considera incidirá en la toma de decisiones en el futuro cercano.
—2— Movilización
El ambientalista Domingo Contreras dijo ayer que lo vivido el pasado viernes debe movilizar no sólo a las autoridades, sino también a la comunidad y los académicos.

—3— Pérdidas
Contreras afirmó que se puso en riesgo la vida de mucha gente, así como sus medios de subsistencia en muchos casos.

La ayuda aumentó, pero no suficiente
Realidad. Los informes elaborados por instituciones de la Organización de las Naciones Unidas evidenciaron un incremento en la ayuda en fondos que se destinan anualmente para combatir el cambio climático aunque los estimados necesarios revelaron no son suficientes.

La media anual de financiamiento entre 2019 y 2020 fue de 803,000 millones de dólares, pero el informe Quinta Evaluación Bienal y Resumen de los Flujos de Financiación para el Clima, indica que dichos montos serán insuficientes para cumplir el propósito y los objetivos generales del Acuerdo de París, y que los flujos de financiación deben integrar los riesgos climáticos en la toma de decisiones y evitar aumentar la probabilidad de resultados climáticos negativos.



Anyelo Mercedes

Noticias Relacionadas