Jueves, 22 de agosto, 2019 | 4:39 pm

La Sipen, más de lo mismo



La Superintendencia de Pensiones, emitió hace varias semanas la resolución 362-14 que sustituye la 356-13 que establece los requisitos y documentos a ser requeridos por las Administradoras de Fondos de PensionesAFP- para el pago de beneficios a los afiliados con ingreso tardío al Sistema de Pensiones.

En ese sentido, el superintendente de Pensiones, Ramón Emilio Contreras, no ha informado nada, porque desde hace mucho tiempo se ha dicho que las personas y/o trabajadores que ingresaron tardío al Sistema de la Seguridad Social y aun estén trabajando, para retirar sus fondos de la AFP deben de dejar de trabajar y luego de tres meses de estar cesantes, una carta de la empresa donde laboró y presentarse con su cédula de identidad personal.

Más bien la expedición de la resolución 362-16 en sustitución de la 356-13, se trata de llover sobre mojado, porque es una repetición de lo mismo, porque de antemano se sabe que el trabajador que tenía 45 años de edad cuando se puso en vigencia el Régimen de Capitalización Individual llegó tarde al sistema porque no tendrá el tiempo suficiente para reunir 600 cotizaciones para gozar de una pensión digna.
Como tampoco es sencillo el procedimiento que deberán agotar los afiliados para recibir la devolución del total acumulado en sus cuentas, porque incluso aun presentándose con la cédula de identidad, la carta de que hace más de dos meses que no labora para X empresas, aun así las AFP ponen cuantas trabajas estén a su alcance para retardar el dinero que por el corresponde al trabajador.

Consideramos que el Superintendente de Pensiones, lo que ha hecho, es decir más de lo mismo y dar un caramelo envenado a la clase trabajadora, esto así porque lo que si debe hacer es expedir una resolución que disponga que las AFP entreguen los recursos de los fondos de pensiones a los que llegaron tarde al sistema.
Y también debe emitir otra resolución donde ordene a las empresas de los sectores públicos y privados que suspendan los descuentos de las AFP a aquellos trabajadores que llegaron tarde al sistema de la Seguridad Social.

Publicidad