Jugadores jóvenes dominicanos seguirán captando atenciones

117
Juan Mercado

En una acción difícil de repetir, el año pasado el país vio graduarse al mismo tiempo a tres novatos fenómenos como son Fernando Tatis Jr., con San Diego; Eloy Jiménez, con los Medias Blancas, y Vladimir Guerrero Jr., con Toronto. Por esa razón, aunque de salida, el país no tiene ningún aspirante sólido para el premio Novato del Año en ambas ligas mayores.

Aún así no podemos perder de vista un grupo de prospectos de los Marlins, que incluye a los lanzadores Sixto Sánchez y a Jorge Guzmán; al inicialista Lewin Díaz y al jardinero Jesús Sánchez; de igual modo al cotizado derecho Deivi García, de los Yanquis.

Es casi seguro que ninguno de ellos inicie la temporada en las Mayores, sin embargo, un buen arranque o una lesión de algún jugador importante puede abrirles las oportunidades que necesitan para demostrar sus habilidades.

Del grupo el más cotizado es Sánchez, quien ocupa la casilla 22 entre los mejores 100 prospectos de las Grandes Ligas, y los Marlins están maravillados con la potencia de su bola rápida que usualmente es cronometrada entre las 95-99 mph, que coloca con efectos al lanzarla con dos y cuatro costuras.

La de dos funciona similar a un sinker, que combina con un excelente cambio de velocidad y un fuerte slider. Es original de los Filis y llegó a los Marlins como la pieza principal por el cátcher J.T. Realmuto.

En su primer año con los Marlins, entre clase “A” avanzada y doble “A”, tuvo marca de 8-6 y efectividad de 2.76 en 20 aperturas. Lanzó 114 entradas, permitió 101 hits, 21 boletos y 103 ponches. En los Marlins lo consideran el próximo José Fernández.

-- publicidad --