Familias desafían el Covid-19 y rinden homenaje a las madres

Familias desafían el Covid-19 y rinden homenaje a las madres

Familias desafían el Covid-19 y rinden homenaje a las madres

Hombre limpia tumba de madre en la Máximo Gómez. elieser tapia

SANTO DOMINGO.-Desafiando las amenazas de la Covid-19 y la nueva cepa de este virus mortal, cientos de familias se apersonaron ayer Día de las Madres a rendir tributo póstumo a sus progenitoras en los distintos cementerios del Gran Santo Domingo.

Como es tradición, una vez allí, los hijos e hijas, así como los familiares más cercanos que los acompañaban, limpiaron las tumbas de sus madres, les encendieron luces, colocaron flores, oraron y clamaron a través por las circunstancias que les rodean.

Las muestras y expresiones de amor no se hicieron esperar, incluso por parte de hijos e hijas que, aunque no son padres ni madres aún, no dejan de valorar ese sentimiento materno que antes de su partida las madres le profesaron.

“Mi madre Rosa Jacinta Gómez falleció hace cuatro años y nosotros venimos todos los Días de Finado y de las Madres, le limpiamos su panteón y le traemos flores; somos seis hermanos y si es posible venimos hasta diez, el año pasado recuerdo que vinimos bajo un aguacero”, comento Juana Andrea Núñez, que se hizo acompañar esta vez por un sobrino en el Cementerio Nacional de la avenida Máxima Gómez.

Al igual que ella, Estreice Santos se apersonó al mismo Campo Santo a elevar una plegaria a su madre que murió hace cincos años y afirmó que es una tradición visitar la tumba de su progenitora dos o tres veces al año.

Para muchos la ocasión resulta triste por la ausencia de ese ser tan especial que les dio la vida, pero al mismo tiempo de saber que han dado otros hijos a quienes se deben y quienes les devuelven parte de ese afecto materno que han perdido, como es el caso de Rosanna Almánzar, que junto a su hermano Roberto Almanzar visitó la tumba de su mamá en el cementerio de Cristo Rey.

Ventas
Las puertas de los cementerios, al igual que en el interior, se vieron copadas de flores y buscones que vendían flores, velones y además ofrecían servicios para desyerbar o limpiar los nichos.

Tampoco faltaron las promociones de algunas entidades que acompañan a las familias en estos momentos difíciles.

Como es costumbre, no faltó la presencia de personal administrativo de los camposantos y agentes policiales que estaban vigilantes al ambiente, a los fines de evitar actos delincuenciales, como los que en ocasiones ocurren tanto en estos como otros lugares concurridos.

Sentimientos

— Apego
Personas prefirieron ir el sábado para evadir el tumulto. En cambio, este domingo muchos acudieron temprano y otros al medio día; lo que si es real es que la gente mantiene el apego y sentimiento a sus madres aun muertas.



Yanet Féliz

Yanet Féliz

Noticias Relacionadas