El gran reto: la transformación digital de la educación superior dominicana

El gran reto: la transformación digital de la educación superior dominicana

José Armando Tavárez

La universidad, como institución, tiene varios siglos de existencia. Desde las primeras universidades del mundo fundadas en Europa en los siglos XI y XII, el mundo ha necesitado de sus aportes en el campo del desarrollo científico y tecnológico.

Durante cientos de años se ha considerado a las academias superiores como verdaderos centros del conocimiento. Sin embargo, en las últimas décadas su rol está cambiando de manera drástica.

Los adelantos desarrollados en el campo digital han transformado la realidad actual, así como definen un futuro totalmente nuevo para las instituciones de educación superior. ¿Cómo afectan dichas nuevas realidades al sistema de educación superior dominicano?

Es importante reconocer que nuestro sistema universitario es altamente docente. Es decir, la mayor parte de nuestras instituciones universitarias son “teachinguniversities” dedicadas en su mayoría a la formación de los futuros profesionales.

No existen en nuestro país lo que se conoce en países desarrollados como universidades de investigación o “researchuniversity”. Ciertamente, algunas están haciendo importantes esfuerzos y ya aparecen, por ejemplo, con buenos números en las revistas científicas indexadas, pero todavía nos falta un camino largo por recorrer.

En ese sentido, en medio de la situación digital actual, para poder avanzar en la producción científica desde la universidad, debemos hacer uso intensivo de las herramientas tecnológicas, aplicar la llamada ciencia abierta y permitir que nuestros investigadores publiquen en revistas de código abierto usando revistas en línea para mayor difusión de los resultados de investigación.

En lo que respecta a la enseñanza superior es fundamental repensar la universidad actual y transformarla. Las clases magistrales con grandes grupos de estudiantes están condenadas a desaparecer.

La presencia física será importante siempre que fomente el intercambio de ideas, el desarrollo de redes de contactos significativos y la aplicación de habilidades blandas como trabajo en equipo y competencias comunicativas.

En definitiva, los cambios que están aconteciendo en el mundo digital afectarán de manera positiva a las universidades dominicanas, en su función de enseñar e investigar, siempre y cuando ellas puedan aprovecharlos y asumirlos con entusiasmo.



Avatar

José Armando Tavarez

Noticias Relacionadas