Domingo, 13 de octubre, 2019 | 6:24 pm

El Gobierno ha pagado US$411 millones más por las plantas

Investigación. En el listado de pagos secretos recibidos Procuraduría excluyó el mes que se atribuye corresponder a Punta Catalina.

Tras estallar caso Odebrecht, Punta Catalina es objeto de cuestionamientos.
Tras estallar caso Odebrecht, Punta Catalina es objeto de cuestionamientos.


SANTO DOMINGO.-La acusación presentada por la Procuraduría General de la República contra los imputados por el caso Odebrecht excluyó de la relación de pagos realizados por la compañía brasileña en 2014 un total de seis pagos en agosto a la empresa de Ángel Rondón y que correspondía a Punta Catalina.

Según consta en la investigación realizada por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ por sus siglas en inglés), en los libros contables del Departamento de Operaciones Estructuradas de Odebrecht se revelan pagos ocultos entre diciembre de 2013 y 2014 por 39.5 millones de dólares y que no fueron consignados en las declaraciones originarias.

Relación de pagos realizados por Odebrecht a empresa de  Ángel Rondón muestra exclusión de agosto 2014.

Relación de pagos realizados por Odebrecht a empresa de Ángel Rondón muestra exclusión de agosto 2014.

Entre esos desembolsos se incluyen pagos denominados “Planta Termo”, para referirse a las termoeléctricas Punta Catalina. La empresa Conamsa Internacional, cuyo presidente es Rondón, recibió en fecha 5 de agosto de 2014 seis pagos que sumaron 3 millones 250 mil dólares.

En la acusación por sobornos que presentó la Procuraduría se hizo una lista de pagos recibidos por esa empresa, pero se excluyeron los seis del 5 de agosto de ese año cuyo concepto indicaba “Planta Termo”.

Se recuerda que en el informe inicial presentado por la Procuraduría se citaba a Punta Catalina entre las obras por las que Odebrecht habría pagado sobornos, sin embargo, la misma fue excluida cuando se formuló la acusación.

“Consultoría”

En la investigación del Consorcio se indica que entre los “pagos secretos” realizados por la transnacional, el economista Andrés Dauhajre recibió más de dos millones a través de su firma Baker Street Financial por concepto de “consultoría” relacionada con las plantas a carbón de Punta Catalina.

El 7 de diciembre de 2015, Baker Street Financial pagó más de 2 millones de dólares por un departamento en el piso 12 de un elegante edificio vidriado en el lujoso centro de Manhattan.

La planilla consigna que al menos dos de los pagos a Baker Street pasaron por una empresa radicada en Bahamas, Fincastle Enterprises Ltd., que aparece mencionada por los fiscales de Perú como uno de los vehículos para los sobornos de Odebrecht.

Reporteros de EL DÍA intentaron infructuosamente de contactar a los economistas Andrés Dauhajre y Jaime Aristy Escuder, este último gerente general de Punta Catalina.

Desoyeron comisión

El Gobierno ha pagado US$411 millones más de lo estipulado en el contrato para la construcción de Punta Catalina, desoyendo la recomendación que hiciera la comisión designada por el presidente Danilo Medina de no desembolsar más de los US$1,945 millones suscritos inicialmente.

A principios de semana, Aristy Escuder reveló que además de los US$1,945 millones, el Gobierno ha invertido US$75 millones de ajuste de indexación, más US$336 millones del acuerdo de fondo contingente.

Reacción

A través de un comunicado, Odebrecht precisó que no hubo omisión sobre la trama de corrupción tejida por el consorcio brasileño, precisando “que hay una parte relevante de la información que fue puesta a disposición de la Justicia en diversos países y que todavía no fue hecha pública, en razón de la confidencialidad de los procesos.

“Es equivocado afirmar que hubo omisión por parte de la empresa”. Agregó que continuará colaborando con la justicia.