Martes, 20 de agosto, 2019 | 12:08 am

Dictan coerción a propietarias de guardería donde bebé de 5 meses fue agredido a mordidas

Karen Estefany López, madre del bebé dijo que la medida es injusta.
Karen Estefany López, madre del bebé dijo que la medida es injusta.


Santo Domingo.– Un juez de la Oficina de Atención Permanente de la Provincia Santo Domingo impuso una garantía económica de 7 mil pesos y presentación periódica, como medida de coerción medida de coercion, a las hermanas Mariana y Domayris Taveras, propietarias de la guardería “El Castillo de Adad”, ubicada en la calle Libertad, Los Guaricanos, Villa Mella, donde un bebé de cinco meses fue agredido a mordidas.

El magistrado impuso la medida a las hermanas Taveras, acusadas de negligencia y maltrato infantil.

Por su parte, la madre del niño agredido, señala que la medida impuesta fue injusta, “ya que no existe ninguna prueba de que haya sido otro niño quien agredió mi hijo”.

De su lado, el abogado de las hermanas aseguró que dichos estudios sí existen y que fue el motivo por el cual sus defendidas fueron puestas en libertad.

Los hecho ocurrió el pasado 15 de marzo. Luego de que Karen Estefany López, la madre del infante, se querellara contra las hermanas Taveras estas fueron detenidas el miércoles a las 2:00 de la tarde.

López dijo que cuando se percató de la agresión que sufrió su hijo se dirigió donde la directora del centro de cuido en busca de una explicación, y Mariana le informó que una niña de un año y cinco meses se introdujo en el corral donde estaba el infante y le provocó las mordidas.