“Día por día”

La inversión de US$300 millones del grupo Cisneros en Miches, para construir un proyecto inmobiliario turístico cuyo primer picazo dio ayer el presidente Medina, es otro aval de cuán atractivo es para la comunidad empresarial el clima de negocios dominicano.

La deprimida región seibana verá crearse 1,800 nuevos empleos. Don Gustavo, patriarca del grupo Cisneros, su hija Adriana y su vicepresidente William Phelan, destacaron su compromiso ecológico y la garantía de calidad de la lujosa marca Four Seasons.

Décadas atrás, era impensable que pocas semanas antes de cualquier elección, como la de mayo próximo, el país presenciara el inicio de mega-proyectos de tanta envergadura. Añádanse las recientes inversiones del grupo francés Total, la compra de la mitad de la Tabacalera, los anuncios de nuevas inversiones multimillonarias en dólares por las empresas de telecomunicaciones y otras.

Pese a tanta cansona cháchara política, de parte oficial como de la oposición, la economía dominicana a veces luce como que ha ido separando su curso y suerte de los vaivenes partidistas. ¡Excelente signo de progreso!

-- publicidad --