Cuarentena y vida familiar

209
sexualidad
Dra. Amalfis Nuñez

Esto es un momento en el que compartimos mucho más con nuestra familia nuclear, muchas personas estamos en casa mucho más tiempo del acostumbrado.

Esta cercanía física puede generar fricciones entre los miembros de una familia, entre la pareja, los padres principalmente con hijos adolescentes o muy jóvenes, convivir con abuelos.

La causa de estas fricciones pueden ser diferentes. Padres preocupados porque no pueden salir a resolver situaciones, quizás su poder adquisitivo disminuyó con esta situación y quieren velar por el futuro de su familia, preocupación de que su familia se contagie, los hijos adolescentes o jóvenes que no quieren acatar las reglas internas o las impuestas actualmente de mantenerse en casa.

Cada familia es un mundo, resolverá sus situaciones de manera diferente. Lo que todas deben tener presente es que cada uno de sus miembros debe desarrollar paciencia y voluntad de resolver las situaciones.

El equilibrio en esta situación son los padres, ya que los niños no tienen conciencia para entender las situaciones, los adolescentes con su idea de invulnerabilidad y los abuelos que ya por su experiencia y vivencias son rígidos.

Para lograr la armonía y comprensión en el hogar pedimos a los padres desarrollar mucha paciencia recordar su propia vida de niños y adolescentes para entenderlos a ellos, siempre manteniendo la autoridad en base a la comunicación adecuada, entender que los abuelos sólo quieren el bienestar de la familia.

Una reunión al día para informar y compartir sentimientos y pensamientos.
El respeto y la consideración y empatía son imprescindibles.

-- publicidad --