Biólogo cita especies vedadas de cara a SS

Biólogo cita especies vedadas de cara a SS

Biólogo cita especies vedadas de cara a SS

Santo Domingo.-Se acerca la Semana Santa y con ella la abstinencia del consumo de carnes fruto de las tradiciones católicas por parte de los feligreses.

De ahí la importancia de conocer las especies que pueden ocasionar daños a la salud, así como al ecosistema si están en peligro de extinción y han sido declaradas en veda temporal o permanente.

Para el biólogo Omar Shamir Reynoso, técnico de Conservación del Viceministerio de Recursos Costeros y Marinos, es necesario hacer conciencia en relación a los pescados cigua tóxicos que causan intoxicación a las personas y sobre los mariscos que están en proceso reproductivo y está prohibida su captura y comercialización.

Este último aspecto busca garantizar el éxito de la multiplicación de variedades restringidas para que muchas otras generaciones disfruten de las mismas, al tiempo que el país cumpla con acuerdos regionales o internacionales.

Cigua tóxicos

Entre los pescados que potencialmente contienen cigua toxinas figuran la barracudas, Picua, Pedregal y el Pez Rey, los cuales consumen algas del mismo nombre que se acumulan en los organismos de estos peces, con los que se alimentan otros, y los de mayor tamaño consumidos por los humanos poseen la sustancia en más proporción, aclaró el experto.

“Cuando alguien se come uno de esos peces y estos han consumido muchos pececitos que han ingerido la sustancia, entonces le genera daño y esa es una toxina que se bioacumula en el cuerpo y genera dolores corporales, vómitos y otros síntomas”, comentó el biólogo, tras especificar que esas variedades están vedadas de forma permanente vía el decreto 3-13 de 1986.

Mariscos vedados

“Entre las especies vedadas, por ejemplo, del 1 de marzo al 30 de junio, están las tres especies de langostas (Pelulirus argus; ,guttalus y scyllarides), así como las tortugas verdes, carey, tinglar y la caguama, que por estar en peligro crítico de extinción tienen veda permanente”, detalló Shamir Reynoso.

Destacó también que igual restricción poseen los manatíes, ya que se registra la caza furtiva de esta especie a través de depredadores que tienen la falsa creencia de que el mismo tiene siete carnes y que por ser del agua cuando lo consumen están libres de “pecado”, en el sentido de cargar con sentimientos de culpa.

Empero, se trata de un mito.



Yanet Féliz

Yanet Féliz

Etiquetas