Argentina pone a Evo un límite político

143
Evo Morales agradeció la acogida que tuvo en México.

BUENOS AIRES, ARGENTINA.- El expresidente de Bolivia Evo Morales llegó ayer a Argentina y pidió ser acogido como refugiado, algo que el Gobierno de Alberto Fernández aceptará al considerarlo un “perseguido”, pero con la condición de que no haga declaraciones políticas desde el país.

Apenas dos días después de que asumiera Fernández como jefe de Estado, el exmandatario boliviano arribó al aeropuerto de la localidad bonaerense de Ezeiza procedente de México, país que lo había asilado cuando el pasado 11 de noviembre abandonó La Paz después de que las Fuerzas Armadas lo forzaran a dejar el cargo.

“Hace un mes llegué a México, país hermano que nos salvó la vida, estaba triste y destrozado. Ahora arribé a Argentina, para seguir luchando por los más humildes y para unir a la #PatriaGrande”, escribió Morales en un mensaje de Twitter.

Añadió que se siente “fuerte y animado” y mostró su “eterno agradecimiento” al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador- “Me sentí como en casa junto a las hermanas y hermanos mexicanos durante un mes”, agregó el líder indígena, cuyos hijos, Eva Liz y Álvaro, están desde noviembre viviendo en el país suramericano.

El exmandatario llegó acompañado de quien fuera ministra de Salud, Gabriela Montaño.

-- publicidad --