Agencia AP se hace eco de protestas jóvenes dominicanos por suspensión de elecciones

419
Miles de jóvenes se congregaron ayer en la Plaza de la Bandera, frente a la Junta Central Electoral, en protesta por la suspensión de las elecciones municipales del domingo 16 de febrero.

SANTO DOMINGO.-Múltiples protestas pacíficas han estado efectuándose en la República Dominicana tras la suspensión de las elecciones municipales del domingo 16 de febrero debido a fallas y errores en la boleta digital del sistema de votación automatizada.

Los manifestantes, en su mayoría jóvenes, se han estado apostando desde el lunes frente a la sede de la Junta Central Electoral para exigir la renuncia del pleno y sus suplentes en el organismo, así como una explicación detallada sobre por qué se suspendió el proceso electoral.

“Yo protesto porque la juventud ya no aguanta más impunidad”, decía una de las pancartas. Además de la sede, las protestas se realizaban de manera simultánea en varias provincias del país.

Tras la suspensión de las municipales, la institución comicial dominicana anunció que fueron pospuestas para el próximo 15 de marzo, y que se volvería a votar con boletas físicas, descartando el uso del sistema automatizado debido al fallo que afectó a casi el 50% de los recintos donde se utilizaba.

Manifestantes se congregaron frente a la Junta Central Electoral (JCE). Foto: NICOLÁS MONEGRO/El Día.

No obstante, estas medidas aun no le dan total tranquilidad a la sociedad dominicana, la cual se encuentra sumida en lo que los medios locales llaman una “crisis electoral”.

Mientras tanto, una misión de observadores de la Organización de los Estados Americanos se reunía con los candidatos presidenciales, con dirigentes de los principales partidos políticos y con el presidente Danilo Medina.

Los partidos han expresado sus condiciones y exigencias para creer en la democratización y legitimidad de las próximas elecciones.

Los organismos policiales y de inteligencia manejan la hipótesis de que ciertos sectores atentaron contra la realización del proceso, razón por la que fueron detenidos el coronel Ramón Antonio Guzmán Fernández de la Policía Nacional, quien pertenece a la escolta del candidato presidencial Luis Abinader, del Partido Revolucionario Moderno (PRM), y Manuel Antonio Regalado, un experto en informática que trabaja para una compañía telefónica, quien le suministraba información al oficial.

Las manifestaciones se extendieron en pueblos como Nagua.

“A pesar de que el técnico Antonio Regalado se rehusó a dar la clave de su celular, hemos logrado extraer los datos y confirmar… sin margen de error que los mismos, tanto el coronel Ramón Guzmán Peralta como el técnico Manuel Antonio Regalado, no solamente tenían información sobre los actos descritos, sino que además apoyaban y colaboraban con los supuestos autores principales”, informó Frank Félix Durán, vocero de la Policía Nacional, en rueda de prensa el miércoles en la noche.

“No son informantes, sino colaboradores de estos presuntos hechos”, agregó, y señaló que la investigación continúa.

-- publicidad --