Domingo, 18 de agosto, 2019 | 12:33 pm

Antesalista Maikel Franco hace ajustes que lo ponen camino al éxito

Objetivo. Los Filis le pidieron a Franco que bateara más bolas por el aire. Hasta ahora los resultados son alentadores. Decisión. La firma de Manny Machado en San Diego le ayudó.

El dominicano Maikel Franco demuestra gran avance como bateador en esta temporada.  AP
El dominicano Maikel Franco demuestra gran avance como bateador en esta temporada. AP


NUEVA YORK.-Mientras los Filis cortejaban al cotizado agente libre Manny Machado durante el invierno, el antesalista Maikel Franco se encontraba en el país, preparándose para su séptima temporada en Grandes Ligas.

A petición del equipo, trabajaba para hacerle ajustes a su swing con el fin de elevar más la bola. Bajó de peso. Y trató de ignorar toda especulación con respecto a Machado. “No quise ver qué estaba pasando”, dice Franco.

“Me puse a trabajar en lo que tenía que trabajar y cualquier cosa que pasara iba a pasar en cualquier momento. Si lo firmaban, si no lo firmaban. De alguna manera iba a pasar. Simplemente me olvidé de eso. Me fui a trabajar, a preparar, a mejorar en todo lo que tenía que mejorar”.

La llegada de Machado a Filadelfia hubiese desplazado a Franco, un exprospecto de lujo que había quedado en la cuerda floja tras años de actuaciones decepcionantes con el madero.

Por otro lado, los Padres estaban en busca de un tercera base y habían surgido como posible destino para Franco si los Filis optaban por cambiarlo. Machado seguía disponible cuando arrancaron los entrenamientos, por lo que Franco se reportó al campamento de los Filis en medio de una gran incertidumbre. Pero hoy por hoy, es Machado quien defiende la tercera base en San Diego.

Y Franco sigue siendo pieza clave de los Filis. ¿Fue un alivio para Franco cuando Machado firmó? “Se puede decir que sí”, manifestó Franco. “Llegué a los entrenamientos pensando un poquito en qué podía pasar y empecé a darle mente a las cosas un poquito”.

— Mejora producción
Franco llegó a la jornada de ayer con promedio de .271, seis jonrones, 19 remolcadas y OPS (porcentaje de embasarse más slugging) de .905 en 24 juegos. Sobresale que las métricas muestran que tiene más paciencia al batear.