Martes, 18 de septiembre, 2018 | 3:25 pm

Nuevos legisladores exhiben poco desempeño y productividad laboral

Sondeo. En dos años de gestión, parte de los diputados de doce provincias analizadas no han presentado un proyecto propio. Relleno. Algunos solo firman iniciativas de otros compañeros.

06/07/2018 ELDIA_VIERNES_060718_ Nacionales12


SANTO DOMINGO.-Contrario a las expectativas generadas por su elección, la mayoría de los nuevos legisladores, llamados a ser el relevo generacional, no ha logrado tener una labor productiva significativa, a pesar de que son figuras influyentes en los medios de comunicación y en sus respectivas demarcaciones.

Tal es el caso de Carlos Alberto Amarante García (Moca -PLD), Rafael Ernesto Arías (PRM-Elías Piña), Sandra Abinader (PLD-DN), Noé Camacho (PLD- Espaillat) y Andrés Enmanuel Bautista Taveras (PRM-Espaillat), que a pesar de tener varios años en el cargo nunca han presentado un proyecto.

Ni siquiera una resolución, que es una iniciativa en la que se reconoce a una persona la comunidad o se pide solución para cualquier problema o necesidad de su demarcación.

Según datos suministrados a este diario por la Oficina de Acceso a la Información de la Cámara de Diputados, los nombres de estos legisladores figuran en varios proyectos de resolución, pero ninguno es de su autoría.

Firmas de “relleno”

La mayoría de estos legisladores se suman y apoyan las propuestas de otros compañeros para lograr el voto favorable de las iniciativas. Esto se conoce como “relleno” en el vocabulario de los congresistas. Estos legisladores aparecen hasta en más de ocho proyectos, incluyendo las resoluciones dirigidas al presidente Danilo Medina Sánchez.

Poco productivos

Además de los que no han dado ni un bostezo, hay otros que han presentado pocos proyectos de su autoría. Entre ellos están Rogelio Alfonso Genao, legislador por el PRSC de La Vega, y Víctor Manuel Fadul Lantigua, por el PLD, en Santiago.

También figura Tulio Jiménez (PLD-San Cristóbal), Héctor Darío Féliz Féliz (PLD-Pedernales), y Francisco Bautista (Elías Piña-PLD), quienes tienen ocho años mostrando un pobre desempeño en su labor legislativa.

En los últimos dos años Jiménez solo tiene en su haber cuatro resoluciones, las que están pendientes de ser conocidas por el pleno.

Féliz Féliz cuenta con un solo proyecto de ley, que busca la creación de un corredor histórico y cultural en la región Sur, que incluye a las provincias San Cristóbal, Peravia, Ocoa, Azua, San Juan, Elías Piña, Bahoruco, Barahona y Pedernales. Además, tiene dos resoluciones pendientes y dos aprobadas.

Nidio Encarnación Santiago (PRSC-San Juan) es otro de los diputados que ha hecho poca cosa. De hecho, en este período no ha presentado nada. Asimismo, Wellington Arnaud (PRM-DN) solo ha sometido un proyecto de ley y una resolución.

Beneficios obtenidos

La poca operatividad de estos legisladores es premiada con un salario mensual de RD$175 mil; aparte de RD$3,500 que reciben por asistir a las sesiones y otros RD$2 mil cuando trabajan en las comisiones, monto que aumenta si realizan algún descenso o visita fuera del Congreso.

Además, reciben RD$35 mil en gastos de representación y una cuota mensual de RD$20 mil en combustible. Asimismo, a los 190 diputados, por ley, se les conceden dos exoneraciones abiertas durante el periodo de cuatro años, tiempo para el cual fueron electos.

Otra cara de la moneda

Contrario a los que no trabajan, la Cámara de Diputados tiene otros representantes que sí ejercen la labor para la cual fueron electos.

Ese es el caso de Tobías Crespo, quien ha presentado varios proyectos de ley, entre los que se encuentra la Ley de Movilidad y Transporte; Wellington Arnaud, Víctor D’ Aza, Faride Raful (PRM-DN), que no solo asisten a las comisiones donde se estudian los proyectos de ley y a las sesiones, sino que también han presentado cuatro proyectos en dos años.

La última presentó el que dispone la exhumación y el traslado de los restos del coronel Juan María Lora Fernández al Panteón de la Patria, que perimió en la legislatura pasada.

También sometió el proyecto que busca protección y atención integral de las mujeres que ejercen el trabajo sexual y otro que solicita declarar de utilidad pública una porción de terreno en la avenida Jhon F. Kennedy para la construcción de aceras.

En su carpeta también figura un proyecto de ley que busca la reorganización de la Administración Pública, y otro que pide una amnistía fiscal a las personas físicas por omisiones en declaración del impuesto sobre la renta.

Otro productivo es José La Luz, quien tiene dos resoluciones y dos proyectos de ley, uno para regular la exoneración de la importación de vehículos de motor y el que crea el sistema nacional de seguridad perimetral en el país.
En la misma línea está Franklin Romero, quien tiene en su haber como legislador cuatro proyectos y 23 resoluciones.
Los aportes de un diputado son muy diversos

La labor de un legislador no puede verse única y exclusivamente en su autoría o no de un proyecto, porque un diputado produce todos los días en las comisiones.

Véanlo desde el punto de vista de participación, si lo hacen de esa manera podrán evaluar cuál ha sido el rol del diputado a la hora de hacer las leyes. Recuerden que el diputado tiene tres funciones: legislar, representar y fiscalizar.

El Exterior tiene una pobre representación

Diáspora. Esta comunidad está representada por Alfredo Rodríguez (PLD), Marcos Cross (PLD), Levis Suriel Gómez (PLD), Aldelis Olivares (PRM), Rubén Luna (PRD), Ana Emilia Báez (PRD), y José Ernesto Santana (PRD), quienes en su mayoría han propuesto más resoluciones y aumentos de pensión que proyectos de ley, destinados a los dominicanos que viven en el extranjero. Olivares, de 2016 a la fecha, ha sometido un proyecto de ley.

Suriel Gómez, dos piezas, también pendientes de que sean conocidas.

Ernesto Santana tiene dos proyectos pendientes. Su compañero Darío Luna no ha propuesto un proyecto. Rodríguez tiene una propuesta. Cross tiene cuatro piezas sometidas y Báez una.