Martes, 13 de noviembre, 2018 | 11:25 pm

Aseguradoras en Puerto Rico han resuelto el 96 % de reclamaciones por María

Pernas afirmó que las aseguradoras también tuvieron retos después del ciclón.
Pernas afirmó que las aseguradoras también tuvieron retos después del ciclón.


San Juan.- La directora ejecutiva de la Asociación de Compañías de Seguros (Acodese) de Puerto Rico, Iraelia Pernas, informó hoy que entre sus socios se ha resuelto el 96 % de sus reclamaciones por el paso del huracán María.

Las reclamaciones que aún restan por resolver, entre ellas, las de los municipios, agencias de Gobierno, grandes comercios y condominios, son las más complejas de adjudicar, debido a que requieren análisis y peritaje para poder “pagar lo justo y razonable, según la póliza del asegurado”, dijo Pernas en un comunicado de prensa.

“Los procesos se complican cuando hay reclamos sin la documentación acreditativa de la pérdida reclamada o cuando ajustadores públicos demandan el pago de cantidades sin someter prueba del reclamo”, indicó Pernas.

“Según el Código de Seguros, corresponde al asegurado probar su pérdida. Aun con esas complicaciones, nuestros socios están redoblando esfuerzos para resolver las reclamaciones que aún permanecen abiertas, lo más pronto posible”, agregó.

Acodese representa a Antilles Insurance Company, Caribbean American Property Insurance Company , Chubb Insurance Company, Cooperativa de Seguros Múltiples de Puerto Rico, MAPFRE PRAICO Insurance Company, One Alliance Insurance Corporation, QBE Seguros, Real Legacy Assurance Company, SIMED, United Surety and Indemnity Company y Universal Insurance Company.

Pernas indicó que al 31 de julio pasado, los socios de Acodese han resuelto 96 % de las 237.017 reclamaciones y se han pagado más de 3 millones de dólares en 10 meses, tras el paso del huracán.

Pernas afirmó que las aseguradoras también tuvieron retos después del ciclón, como atender cientos de miles de reclamaciones, muchas complejas, en las cuales se han requerido múltiples profesionales para aquilatar su resolución.

“Ello sin contar las reclamaciones que continúan llegando, las cuales no están relacionadas al fenómeno atmosférico”, indicó.

Para poner en perspectiva la ardua tarea de los aseguradores, debe considerarse que muchas compañías de seguros recibieron en tres meses el número de reclamaciones que normalmente reciben en un año.

“Este huracán no tiene precedente en la isla y está posicionado como uno de los embates atmosféricos más grandes en la historia de los Estados Unidos. Sin perjuicio de ello, la industria de seguros continúa trabajando arduamente para tratar de atender las reclamaciones que aún restan por resolver, a la mayor brevedad”, dijo Pernas.

El desastre más reciente de gran magnitud por el que atravesó Puerto Rico fue el huracán Georges, en el 1998, que generó reclamaciones a los aseguradores que resultaron en el pago de 1.200 millones de dólares.

Pernas, finalmente, exhortó a que se promueva legislación que facilite a los aseguradores comenzar operaciones, luego de un desastre natural, pues éstos se vieron obligados a contratar ajustadores extranjeros, pues había escasez ajustadores licenciados provenientes de Estados Unidos.