Miércoles, 23 de mayo, 2018 | 9:20 pm

Roles sociales pueden hacer más vulnerables a mujeres para sufrir depresión

466185-600-338


México.- Los diversos roles que tienen las mujeres en la sociedad actual las hace más vulnerables a padecer depresión que los hombres, coincidieron hoy especialistas.

“Las mujeres son más propensas a tener depresión, con casi el doble de posibilidades de sufrir un episodio a lo largo de su vida”, dijo en un comunicado Denis Rivera, psiquiatra de enlace y miembro de la Asociación Psiquiátrica Mexicana.

La especialista detalló que ser profesional competitiva, madre, pareja, administradora del hogar y a veces jefa de familia y el sustento de la casa es una carga que ocasiona altibajos emocionales.

“Esto se puede reflejar en cansancio, tristeza, falta de concentración y ansiedad, síntomas que pueden ser normales en algún momento y suelen ser pasajeros”, apuntó.

Sin embargo, en ocasiones esos síntomas se prolongan durante dos semanas seguidas y “podemos hablar de depresión, entonces es importante identificarla y pedir ayuda”.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) asegura que la depresión es un trastorno que afecta a 350 millones de personas en el mundo y es la principal causa de discapacidad.

Las cifras revelan que, en general, afecta más a la mujer que al hombre. En México, la depresión constituye un severo problema de salud pública que afecta a entre 12 y 20 % de personas de entre 18 y 65 años, según cifras de la Secretaría de Salud.

De acuerdo con el Centro de Estudios para el Adelanto de las Mujeres y Equidad de Género del Legislativo, el sexo femenino puede tener mayor vulnerabilidad a los factores estresantes y a comportamientos que pueden llevar a la depresión.

Rivera detalló que la depresión afecta la manera en que la persona siente, piensa y actúa, al ser una suma de síntomas que van desde la tristeza y el insomnio hasta la falta de fuerza para realizar actividades como el trabajo y la toma de decisiones.

Por su parte, Marlette González Méndez, psiquiatra, sexóloga y especialista en depresión, aseguró que entre las causas de que las mujeres se depriman más que los hombres están la cultura, la educación y la forma de socializar, “que son diferentes para la mujer”.

La especialista dijo que las mujeres experimentan eventos de vida muy estresantes y con un grado mayor de sensibilidad que los hombres.

Del mismo modo, explicó que circunstancias sociales como la discriminación, la desigualdad laboral, los conflictos entre ser esposa, madre y trabajar o eventos relacionados con la reproducción afectan especialmente a las mujeres.

“Lo más importante es detectar si existe un problema de depresión, acudir con un profesional de la salud y atenderse con el tratamiento adecuado”, sentenció González.

Ambas especialistas coinciden en que la depresión debe ser tomada con seriedad y convertirse en un foco de alerta si estas etapas, que pueden llegar a ser naturales o normales, tienen una duración permanente y además provocan que no se pueda tomar decisiones ni funcionar como antes.